Tag

alumnos

Browsing

«Hay un nene que está en la ruta 4 que está a 22 kilómetros que hace dedo para poder ir”, contó Yanina, mamá de un alumnso de la Escuela Rural N° 60 en la comunidad de Ranquil Huao. Se quedaron sin servicio de transporte por falta de pago y deben caminar kilómetros para llegar a la escuela pese al comienzo de las bajas temperaturas.

Las familias de los niños que asisten a escuelas rurales en la zona cercana a Cushamen, reclaman por el regreso del transporte escolar para que los niños puedan ir a estudiar. “Hay muchos nenes que van caminando, otros a caballo y otros que hacen dedo”, contó una madre sobre la situación de 13 niños de la Escuela 60 en Ranquil Huao.

Yanina Colpi contó que “como padres estamos necesitando que puedan habilitar los transportes o que alguien ponga un transporte para niños. Hay muchos nenes que van caminando, otros a caballo y otros que hacen dedo”.

La comunidad de Ranquil Huao está a 30 kilómetros de Cushamen. Había un transporte durante el año pasado pero por falta de pago dejó de prestar el servicio. El pago depende del Ministerio de Educación del Chubut, relató Yanina a los micrófonos de Cadena Tiempo.

“Hay chicos que están a 5, otros a 3 y los de la cordillera están a 12 kilómetros. A veces los van a dejar pero después tienen que volver caminando. Hay un nene que está en la ruta 4 que está a 22 kilómetros que hace dedo para poder ir”

La mujer contó que elevaron notas y difundieron la situación en redes sociales “para que nos den una solución” ante la difícil situación donde los niños no tienen acceso a internet y deben salir caminando pese a las bajas temperaturas para tener educación.

Los alumnos van dos o tres veces por semana si pueden llegar o sino le van a dar la educación a sus casas, pero eso depende de la disponibilidad de las docentes quienes «hacen lo posible para que los niños tengan sus actividades en la casa»

Finalmente, la mamá contó que otras escuelas también dependen del transporte escolar que desde el año pasado dejó de funcionar y por lo que los niños deben llegar por sus propios medios a la escuela.

 

El presidente Alberto Fernández anunció hoy que el martes próximo, junto al ministro de Educación, Nicolás Trotta, pondrá en marcha un nuevo plan de conectividad para alumnos y docentes de todo el país, y afirmó que «vamos a empezar a entregar 700 mil notebooks a chicos para que vuelvan a acceder al mundo digital».

«Entre 2011 y 2015 se habían entregado 5 millones de notebooks para que los chicos pudieran tener esa conectividad», advirtió el jefe de Estado y dijo que «se había desarrollado todo un sistema de conectividad muy grande en la Argentina, que se perdió» durante el Gobierno anterior.

El Presidente, al participar este mediodía desde la residencia de Olivos del foro Trabajo Presente y Futuro con Solidaridad, organizado por el Consejo Económico y Social, dijo que «la semana que viene vamos a volver a poner en marcha un plan de conectividad para todos los alumnos y todos los docentes».

«En un tiempo en el que la conectividad era tan importante, lo difícil que se hace dar clases remotamente por la falta de acceso a la conectividad de muchos chicos de la Argentina», destacó y anunció que «el martes, con el ministro de Educación, Nicolás Trotta, vamos a empezar a entregar 700 mil notebooks a chicos para que vuelvan a acceder al mundo digital».

En ese sentido, expresó que «cada una de esas notebooks son para esos chicos lo que para nuestra generación era la biblioteca, es el modo de ir a buscar datos, de conocer, de informarse».

Asimismo, dijo que «700 mil notebooks vamos a entregar al cabo del primer año de nuestro gobierno, exactamente la cantidad de notebooks que se distribuyeron durante los cuatro años que precedieron a mi Gobierno».

En ese contexto, advirtió que eso ocurrió en el Gobierno anterior «discontinuándose ese enorme trabajo que se había hecho antes para digitalizar la educación, para que todos puedan acceder a Internet» y «para darles a los chicos una herramienta central para el desarrollo como es el acceso a una computadora y la conectividad».

«Conectividad que además estamos desde hace un año desarrollando fuertemente

en toda Argentina a través de Arsat y tratando de llevar fibra óptica a todos los rincones de Argentina», afirmó el Presidente.

«Hoy que lo necesitamos más que nunca, porque la pandemia así como nos encontró desprovistos de salas de terapia intensiva, también nos encontró desprovistos de conectividad», aseguró.

Y dijo que «así como fuimos a buscar vacunas vencidas en los galpones de la Aduana, también tuvimos que tirar computadoras que estaban arrumbadas y no utilizadas también en esos galpones de la Aduana».

El ministro de Educación, Nicolás Trotta, ratificó que el objetivo del Gobierno es la presencia física de alumnos en el aula pero condicionó esa circunstancia «a la evidencia epidemiológica».

Trotta confirmó que se apunta a «la presencialidad cuidada» de los alumnos en las aulas de todo el país «en base a la evidencia epidemiológica» y afirmó que estamos en un momento en que «es muy importante cuidar los protocolos» explicó el ministro en diálogo con la radio AM 750.

Al ser consultado por los casos detectados de coronavirus en las escuelas, Trotta señaló que «hay un aumento, pero no tienen que ver con las clases presenciales». Agregó que, incluso, las clases están permitiendo «detectar casos positivos de contagios que no se producen en la escuela» y que no hubo «casos de cuatro o cinco chicos contagiados en un aula».

«Se están cumpliendo los protocolos y hay un accionar rápido para aislar casos sospechosos», agregó el ministro y subrayó: «Nuestro objetivo es sostener la presencialidad pero en base a la evidencia, no a la intuición, por eso es importante recabar la información de lo que sucede en cada jurisdicción para clarificar cada paso que damos»,

El titular de la cartera educativa nacional dijo que «lo que tenemos es una escuela distinta a la prepandemia» y rescató: «tenemos un regreso seguro; eso lo confirman los expertos de las distintas jurisdicciones».

«Este es un camino que tenemos que seguir consolidando, pero estando atentos a la realidad epidemiológica», explicó Trotta, que subrayó: «Se están presentando los datos por jurisdicciones, y este viernes se consolidó el dato de los docentes vacunados, que son 425.000 docentes y auxiliares en todo el país».

«Ahora se están cargando los datos de los casos sospechosos y detectados de Covid-19, donde cada escuela tiene que hacer una carga diaria que después nos servirá para evaluar la situación» completó Trotta, y refirió que aun sin tener la información de todas las jurisdicciones de los casos sospechosos, solo se transformaron en positivos el 1 %.

“Es difícil comparar la situación con otros países, sobre todo de Europa” planteó el ministro «pero estamos en momentos diferentes, frente a eso, y con la evidencia y la experiencia que tenemos, podemos dar este paso pero tenemos que estar muy atentos, pero cualquier decisión de suspender hay que hacerlo en la mínima región geográfica posible para no afectar al resto.”

“Lo que permite un regreso seguro son los protocolos»

«Cuando la Ciudad de Buenos Aires pretendía tener presencialidad en agosto del año pasado, no era que nosotros como Gobierno decíamos que no, si no lo que el propio Gobierno porteño había firmado junto a las otras jurisdicciones del país», explicó el titular de Educación y agregó: «Tenemos reuniones periódicas y siempre hacemos modificaciones para garantizar este desafío, pero también siempre cuidando la salud».

Sobre algunas versiones que indicaban que la Ciudad de Buenos Aires buscaba cambiar los protocolos educativos, el ministro dijo que «lo que permite un regreso seguro son los protocolos y hay ciertos aspectos epidemiológicos en los que nosotros vamos a respetar a los especialistas; si nos dicen que el protocolo son dos metros de distancia, son dos metros, a menos que digan otra cosa».

«En cuanto a lo que planteó el Gobierno de la Ciudad de quitar los barbijos en espacios abiertos, aunque es obligatorio en todos los lugares educativos, eso ya está ocurriendo en los colegios. Pero dentro del aula o cuando hay cercanía, hay que usar el barbijo” repasó el funcionario.

Finalmente, Trotta anticipó que si en algún momento hay que cambiar los protocolos, ya sea para que sean más rígidos o para dar permisos, se decidirá «en reunión con todas las jurisdicciones».

Fuente: Telam

El ministro de Educación, Nicolás Trotta, reiteró esta mañana que el inicio del ciclo lectivo 2021 -que comienza este miércoles de manera presencial- «es posible» por la aplicación de protocolos que se definieron en reuniones del Consejo Federal de Educación, por lo que su cumplimiento «permitirá el cuidado de la salud» de alumnos y docentes.

«Se trabajó durante el 2020, donde la mitad de las provincias tuvieron presencialidad en los últimos años del secundario, y mañana cuatro provincias dan un paso en el inicio del ciclo lectivo 2021 con una presencialidad cuidada, con un esquema de alternancia entre presencialidad y no presencialidad», explicó.

Asimismo, sostuvo que las clases comienzan «en el marco de la pandemia, con la aplicación de protocolos, distanciamiento físico, ingreso escalonado y una alternancia que nos permite este inicio y el cuidado de la salud de nuestros alumnos y docentes».

El ministro indicó que en caso de detectarse un positivo de Covid-19, «se asilará la burbuja, el aula, y también a todos los contactos que ha tenido si es un docente», y señaló que con todas las medidas de seguridad adoptadas -distanciamiento, uso de tapabocas y ventilación- se logró disminuir la posibilidad de contagios.

«Lo que definimos en el Consejo Federal de Educación, de manera unánime, es que cada decisión que se adopte en cuanto a intensificar la presencialidad o en un caso extremo de situación epidemiológica compleja, sea en la mínima unidad geográfica posible», ya que, según sostuvo, «no podemos tomar a la Argentina como un todo, ni a una jurisdicción como un todo».

«Se pueden tomar las medidas en un distrito, un departamento o una comuna», agregó.

Trotta, durante una reunión con su par porteña.

Sobre el plan de vacunación contra el coronavirus, Trotta reiteró que los docentes, que son 1,4 millones en todo el país, «son uno de los cinco grupos priorizados», y detalló que de acuerdo al orden de inmunización, primero se inoculará a los de nivel inicial, luego los de educación especial y del primer ciclo de la escuela primaria.

«Lo que permite el regreso seguro son los protocolos, porque solo se van a vacunar los maestros, los niños no, y van a tener que seguir conviviendo con los protocolos», dijo en declaraciones al canal de noticias TN.

Finalmente, afirmó que «vamos a ver aulas más heterogéneas» por la diferencia de aprendizajes en las casas con respecto a las aulas.

«Los chicos no pasaron de grado en manera automática. En este ciclo que se inicia se realiza un trabajo diagnóstico para abordar el proceso pedagógico que ha sido desigual, y lo que se hace es reorganizar la propuesta pedagógica», por lo que «deberá ser aprobado a fin de año para pasar de curso», concluyó Trotta.

El planteo fue realizado por la Sociedad de Pediatría Argentina (SAP) ante las autoridades del Ministerio de Educación, entendiendo que “hay chicos con esas patologías pero con una muy buena calidad de vida, que tiene pocos síntomas y están controlados». El protocolo dispuesto por Educación excluía a alumnos con enfermedades como fibrosis quística, diabetes, asma moderada o severa, inmunodeficiencias o enfermedades hepáticas.

El Ministerio de Educación de la Nación dispuso a través del protocolo para la vuelta a las clases : que los alumnos, docentes y auxiliares de la educación que sean pacientes de riesgo estén exentos de regresar a la presencialidad. Así lo dispuso en el marco de las normativas dispuestas para que el próximo 1° de Marzo comience el Ciclo Lectivo 2021 en las 24 jurisdicciones del país.

El protocolo del Ministerio de Educación excluye a los alumnos con enfermedades como fibrosis quística, diabetes, asma moderada o severa, inmunodeficiencias o enfermedades hepáticas. Sin embargo, desde la Sociedad Argentina de Pediatría (SAP) propusieron que estos chicos también puedan regresar a las aulas pese a ser grupos de riesgo.

Según plantearon desde el SAP ante autoridades del Ministerio de Educación , no todos los alumnos, más allá de que tengan una misma enfermedad, tienen las mismas condiciones, y que por ello, los pediatras deberán resolver si están o no en condiciones de volver a la escuela.

“Hay chicos con esas patologías pero con una muy buena calidad de vida, que tiene pocos síntomas y están controlados. Entonces, esos niños, niñas y adolescentes deberían regresar a la escuela si el médico tratante así lo dispone“, expresó. “Los directivos, maestros y padres deben estar tranquilos sobre este punto, por eso tiene que quedar muy bien especificado“, planteó Omar Tabacco, presidente del SAP, a Mitre.

En los próximos días habrá un nuevo encuentro entre el SAP y el Ministerio de Educación para seguir delineando esta inclusión en el protocolo.

Fuente: ADNSUR.

La Sociedad de Pediatría le propuso al Ministerio de Salud que los alumnos que sean pacientes de riesgo puedan volver a clase.

Según el protocolo para la vuelta a clases del Ministerio de Educación de la Nación, tanto los docentes y auxiliares como los alumnos que sean pacientes de riesgo están exentos de regresar a la presencialidad. Sin embargo, dirigentes de la Sociedad Argentina de Pediatría (SAP) se reunieron con el Ministerio de Salud para proponer que estos chicos puedan también regresen a las aulas, consigna Mitre.

En estos casos, será necesario el aval de un médico que tenga en cuenta su parámetro clínico y no su diagnóstico. Con esto señalaron que no todos los alumnos, más allá de que tengan una misma enfermedad, tienen las mismas condiciones, por lo que los pediatras deberán resolver si puede o no volver a la escuela.

Por el momento, el protocolo del Ministerio de Educación excluye a los alumnos con enfermedades como fibrosis quística, diabetes, asma moderada o severa, inmunodeficiencias o enfermedades hepáticas. No obstante, Omar Tabacco, presidente de la SAP explicó: “Hay que considerar que no todos están en la misma situación“.

“Hay chicos con esas patologías pero con una muy buena calidad de vida, que tiene pocos síntomas y están controlados. Entonces, esos niños, niñas y adolescentes deberían regresar a la escuela si el médico tratante así lo dispone“, expresó. “Los directivos, maestros y padres deben estar tranquilos sobre este punto, por eso tiene que quedar muy bien especificado“.

La semana próxima, la SAP, el Ministerio de Salud y el de Educación Nacional se reunirán para continuar ajustando el protocolo para el regreso a clases en el contexto de pandemia. A su vez, se espera que se difunda un documento que establezca esta medida.

Estudiantes de las Facultades de Ciencias Naturales y Ciencias de la Salud de la UNPSJB realizan un reclamo ante la falta de respuesta sobre un protocolo para poder volver a clases presenciales.

Un grupo de estudiantes de las Facultades de Ciencias Naturales y Ciencias de la Salud Universidad Nacional de la Patagonia San Juan Bosco exigen a la casa de altos estudios una respuesta para poder volver a clases presenciales, con los protocolos correspondientes.

Una alumna que forma parte de este reclamo sostuvo, “las materias de los últimos años, así como las prácticas finales de las facultades de ciencias naturales y de la salud exigen horas de prácticas las cuales no se pueden sustituir o remplazar con horas virtuales”.

“Nuestro reclamo es que nos escuchen, otras universidades del resto del país ya comenzaron con la presencialidad presentando protocolos, exigimos básicamente lo mismo que nos den una respuesta, una fecha”, indicó la alumna de la UNPSJB.

“Nuestro calendario académico comienza en mayo por lo tanto febrero, marzo y abril serían meses excelentes para poder comenzar y hacer las prácticas del ciclo 2020 que prácticamente está perdido”.

Fuente: El Comodorense.

La ministra de Educación del Chubut, Florencia Perata, confirmó que el 1° de febrero se iniciará la etapa de “Puentes de Verano”, para aquellos alumnos de nivel secundario que adeuden materias. Así lo confirmó tras el encuentro que mantuvo con gremios de la educación donde se presentó el protocolo para el regreso a las aulas.

“En el caso del nivel secundario el dispositivo que ya hemos dejado organizado en el mes de diciembre , se llama ‘puentes de verano’, y va a dar inicio el primero de febrero”, indicó esta mañana tras la mencionada reunión.

Y explicó que este dispositivo antes era conocido como escuelas de verano, pero cambió de denominación a partir de nuevos acuerdos federales.

Perata detalló que será para «aquellos estudiantes que adeudan materias”, y será de modo virtual. Sin embargo, señaló que la aspiración es que con la puesta en marcha de los protocolos en algún momento pueda ser con los chicos en las escuelas.

Fuente: ADNSUR

Claudia Torres, directora de la Escuela N° 799 de barrio Ciudadela, se refirió en Nuestras Mañanas a la campaña solidaria que se encuentran realizando los alumnos de 5° año, para recaudar elementos de higiene para el Hospital Alvear. Enterate como ayudar. Escuchá la entrevista.

“Soy directora de la Escuela 799 de barrio Ciudadela y los alumnos de 5 año organizan un campaña solidaria que es hasta el 6 de noviembre, recolectando en varios lugares de zona norte entre km 8 Palazzo y Ciudadela. La idea es reunir alcohol liquido o en gel, gasas, algodón, apósitos, servilletas, lavandina, rollo de papel para limpieza de manos, guantes, lapiceras, vasos plato descartables y cualquier cosa para poder colaborar” afirmó Torres.

Asimismo, agregó “Hemos dejado cajas en los locales comerciales, en barrio Ciudadela Lavadero Norte, en Palazzo, Brujas y Princesas en km 8, Pan y Queso y Farmacia Social de km 8, esos son los lugares que hemos pedido que acerquen sus donaciones, cada uno que vaya pueda donar una cosita y suma”.

Por último, la directora resaltó “Es para el Hospital Alvear, todo esto se va a juntar y se va a llevar el 6 de noviembre al hospital, todo suma”.

La pandemia de coronavirus hizo que, como muchas otras actividades, la educación se volviera virtual. Docentes y alumnos de distintas partes del mundo se vieron obligados a cambiar el aula por la videollamada y en ese contexto muchas situaciones privadas se volvieron públicas. Muestra de ello es lo que le ocurrió a una maestra de secundaria de México. Llamó «burros» a sus alumnos sin darse cuenta de que había dejado el micrófono abierto.

Norma Hernández Urquidi es profesora en la escuela secundaria Profesor Federico Berrueto Ramón de la ciudad de Saltillo en el estado mexicano de Coahuila. Sin cortar una videollamada por Microsoft Teams, la docente se comunicó telefónicamente con una colega. Y en esa charla ocurrió algo que fue muy comentado en redes sociales.

Hernández Urquidi estaba hablando acerca del rendimiento de sus alumnos con una colega. Mientras explicaba que solo unos pocos lograron aprobar, utilizó una término despectivo para con los jóvenes.

«Pinches huercos (burros), no me entregan nada, ni madres. Y luego déjame decirte otra cosa, me están mandando los trabajos hechos un desmadre. Yo no los voy a revisar así», empieza en su enojado descargo la docente.

Y sobre el final del material de 30 segundos que circula en las redes, la maestra Hernández Urquidi se pregunta cómo tomarán el hecho de que muy pocas personas lograron aprobar la materia. «Mandé los promedios de 3° G y nada más nueve personas pasaron, todos los demás sacaron 1, 3, 2; quiero ver cuál es la reacción», se pregunta.