Tag

demanda

Browsing

Luego de que en junio pasado un grupo de personas denunciara a la compañía de servicios en internet, un tribunal de Estados Unidos decidió negarle el pedido de desestimación que había propuesto la empresa de Silicon Valey.

Google deberá enfrentar una demanda por recolectar datos de navegación, aún cuando los usuarios utilizan el modo incógnito en el navegador de Chrome, luego de que varios consumidores detectaran este comportamiento del buscador frente cuando navegaban la función «privada» de búsqueda.

Una jueza federal de Estados Unidos le negó a la compañía Alphabet Inc., dueña de la marca Google LLC, que la Justicia desestimara la demanda en su contra, según informó Bloomberg.

La jueza del distrito de Lucy Koh en San José, California sentenció: «el tribunal concluye que Google no notificó a los usuarios que Google participa en la supuesta recopilación de datos mientras el usuario está en modo de navegación privada».

La demanda fue realziada colectivamente por tres usuarios, quienes presentaron una queja en junio alegando que la empresa lleva a cabo un «negocio generalizado de seguimiento de datos», por lo que Google recopila el historial de navegación y otros datos de la actividad web incluso después de que los usuarios emplean medidas de seguridad para proteger sus datos, como el uso del modo de navegación privada «Incógnito», según la denuncia.

Además, los denunciantes agregaron en la demanda: «Google sabe quiénes son tus amigos, cuáles son tus pasatiempos, qué te gusta comer, qué películas ves, dónde y cuándo te gusta comprar, cuáles son tus destinos de vacaciones favoritos, cuál es tu color favorito e incluso el más íntimo y cosas potencialmente vergonzosas que navega en Internet, independientemente de si sigue los consejos de Google para mantener sus actividades ‘privadas’ ”.

La respuesta de Google frente a la demanda

El portavoz de Google, José Castañeda, en un comunicado enviado por correo electrónico señaló: “Disputamos enérgicamente estas afirmaciones y nos defenderemos enérgicamente de ellas”.

“El modo incógnito en Chrome te da la opción de navegar por Internet sin que tu actividad se guarde en tu navegador o dispositivo. Como indicamos claramente cada vez que abre una nueva pestaña de incógnito, es posible que los sitios web puedan recopilar información sobre su actividad de navegación durante su sesión», agregó.

Google argumentó frente al tribunal también que los demandantes consintieron en su política de privacidad, que según la compañía revela explícitamente sus prácticas de recopilación de datos.

La compañía aclaró que «deja en claro que ‘Incógnito’ no significa ‘invisible’ y que la actividad del usuario durante esa sesión puede ser visible para los sitios web que visita, y cualquier análisis de terceros o servicios publicitarios que utilicen los sitios web visitados».

Frente a las polémicas por el uso de datos y la privacidad de los usuarios, el gigante de Silicon Valey anunció que el próximo año eliminará las cookies de terceros, que ayudan a los anunciantes a controlar la actividad web de los consumidores y que no empleará métodos alternativos para rastrear a las personas.

Entre Ríos es la primera provincia en afrontar una demanda en los tribunales de los Estados Unidos por no haber logrado reestructurar su deuda a tiempo y evitado el default. Un grupo de bonistas inició un reclamo en un juzgado de Nueva York con el argumento de que el gobierno provincial tiene “una sólida posición fiscal” para afrontar sus obligaciones.

De acuerdo a un comunicado publicado por el comité Ad Hoc de tenedores de bonos de Entre Ríos, que afirman poseer el 54% de la deuda elegible de la provincia, la demanda fue presentada en el Tribunal de Distrito de los Estados Unidos para el Distrito Sur de Nueva York y busca “una sentencia contra la Provincia con respecto al incumplimiento de la Provincia en un pago de intereses semestral sobre los bonos con vencimiento el 8 de agosto de 2020″, explicó en un comunicado.

El comité acreedor justificó su reclamo judicial al asegurar que Entre Ríos “incumplió con sus obligaciones a pesar de mantener una sólida posición fiscal”, afirmó. “De hecho, según sus propias proyecciones presupuestarias, los índices de servicio de la deuda de la provincia son sólidos y no se han deteriorado desde 2017, cuando emitió los bonos”, continuó el grupo.

“Ante un incumplimiento innecesario y la continua incapacidad de llegar a una solución negociada adecuada, los miembros del Grupo resolvieron buscar una determinación judicial de su posición como primer paso para hacer valer sus derechos contractuales”, apuntó el comité Ad Hoc. “Si bien el Grupo sigue dispuesto a volver a la mesa de negociaciones sobre la base de los principios descriptos anteriormente, tiene la intención de ejercer sus derechos contractuales en ausencia de negociaciones constructivas”, concluyó.

Se trata del primer reclamo judicial realizado por tenedores de bonos en Estados Unidos por incumplimiento del pago de la deuda durante el proceso de restructuración que iniciaron tanto el Gobierno nacional como unas once provincias en 2020. Buenos Aires, Chaco, Córdoba, La Rioja y Río Negro también discontinuaron el pago normal de la deuda mientras mantienen abiertas sus negociaciones.

Córdoba buscar evitar el default de su deuda y anunció en las primeras horas de 2021 que el fondo inversor con mayor tenencia de títulos aceptó la última oferta. La provincia busca reestructurar casi USD 1700 millones.

“La propuesta de la Provincia cuenta con el apoyo de Schroder Investment Management North America Inc., uno de los principales inversores y a la vez integrante del Comité Ad Hoc”, informó la administración que encabeza Juan Schiaretti.

Según aseguraron fuentes de la provincia al tanto de la negociación, Schroder es el tenedor individual más importante de bonos. De todas formas, los fondos inversores que acompañaban a Schroder en el comité de acreedores de Córdoba salieron a rechazar la propuesta mejorada.

Fuente: Infobae/ Diario Web

La licenciada en Enfermería del Área Programática Esquel, Verónica Jaramillo, habló en relación al Plan Detectar que se está desarrollando desde esta semana en la localidad. En diálogo con AzM Radio, sostuvo que «a partir de las 14 hasta las 18 horas el Plan Detectar funcionará en las instalaciones de la Escuela 200» y agregó que «realmente nos superó la demanda, fue muchísima la gente que se acercó y lamentablemente no se le pudo dar respuesta en su totalidad».

Sorpresa negativa

Asimismo, Jaramillo precisó que «llegamos a testear a 80 personas de las cuales 50 dieron positivo» y, consultada sobre la importante concurrencia al establecimiento, planteó que «teníamos una incertidumbre bastante importante porque el Detectar anterior no había sido del mismo modo y la gente se había comportado tranquila, con poca participación; pero nos sorprendió bastante esta convocatoria».

La mayoría da positivo

Por otra parte, la profesional expuso que «de 80 personas que se testearon, 50 dieron positivo, y estos eran todos sintomáticos,
algunos mucho; realmente, la gente se acercó con buen criterio» y agregó que «hay muchos casos que vienen de ser contactos
estrechos, por lo tanto están cumpliendo un aislamiento; otros descubren en el lugar que son positivos con todo lo que eso genera; posteriormente al resultado (positivo) se hace un abordaje en relación a los contactos estrechos y a poder darle continuidad en la atención a la persona».

Piden más voluntarios

«Si bien tenemos circulación comunitaria, estas cifras alarman y mucho porque es altísimo el contagio que está teniendo este virus», apuntó Jaramillo, anticipando que el Plan Detectar continuará este miércoles en la misma escuela y horario. En la misma línea, convocó «a todo aquél que esté interesado en acercarse y poder darnos una mano; no tiene que ser precisamente personal de Salud, sabemos que contamos con muchos estudiantes de Enfermería y de Medicina; así como también cualquier otra persona, hay función para todos». En relación a la vacuna Spuntik V, la licenciada reconoció que «genera cierta tranquilidad y estamos esperándola».

La Comisión Federal de Comercio de Estados Unidos (FTC, por sus siglas en inglés) en conjunto con una coalición de fiscales de 46 estados del país presentó este miércoles una demanda contra Facebook que aspira a reducir el tamaño de la empresa y su posición de mercado: la acusan de monopolio.

La demanda se centra en el historial de adquisiciones de Facebook, en particular su compra de Instagram por mil millones de dólares en 2011. Además de su estrategia de adquisición, los fiscales generales alegan que Facebook usó el poder y el alcance de su plataforma para reprimir el crecimiento de usuarios de servicios competidores.

Incluso, se espera que la Comisión Federal de Comercio presente una demanda contra Facebook por motivos similares más tarde hoy.

El caso de la FTC va incluso más allá del caso estatal, y reclama explícitamente a la corte que deshaga las adquisiciones de Instagram y WhatsApp, convirtiendo ambos en empresas independientes.

Según la denuncia de la FTC, Facebook incurrió en posibles amenazas competitivas a su dominio. Instagram, una startup de rápido crecimiento, surgió en un momento crítico en la competencia de redes sociales personales, cuando los usuarios de los servicios de redes sociales personales estaban migrando de computadoras de escritorio a teléfonos inteligentes, y cuando los consumidores estaban adoptando cada vez más el intercambio de fotos.

La denuncia alega que los ejecutivos de Facebook, incluido el CEO Mark Zuckerberg, reconocieron rápidamente que Instagram era una red social personal «vibrante e innovadora» y una amenaza existencial para el poder monopólico de Facebook.

La demanda alega que Facebook inicialmente trató de competir con Instagram por sus méritos mejorando sus propias ofertas, pero Facebook finalmente eligió comprar Instagram en lugar de competir con él.

La adquisición de Instagram por parte de Facebook por mil millones de dólares en abril de 2012 supuestamente neutraliza la amenaza directa que representa Instagram y hace que sea más difícil para otro competidor de redes sociales personales ganar escala.

«La Comisión Federal de Comercio demandó hoy [miércoles] a Facebook , alegando que la compañía mantiene ilegalmente su monopolio de redes sociales personales a través de un curso de años de conducta anticompetitiva. Tras una extensa investigación en cooperación con una coalición de fiscales generales de 46 estados, el Distrito de Columbia y Guam, la denuncia alega que Facebook ha emprendido una estrategia sistemática, incluida la adquisición en 2012 de su rival emergente Instagram, su Adquisición en 2014 de la aplicación de mensajería móvil WhatsApp e imposición de condiciones anticompetitivas a los desarrolladores de software para eliminar las amenazas a su monopolio. Este curso de conducta perjudica a la competencia, deja a los consumidores con pocas opciones para las redes sociales personales y priva a los anunciantes de los beneficios de la competencia», dice el texto presentado por la FTC.

La respuesta de Facebook

La compañía dijo que el Gobierno «ahora quiere una nueva versión sin tener en cuenta el impacto que tendría el precedente en la comunidad empresarial en general o en las personas que eligen nuestros productos todos los días».

El Departamento de Justicia de Estados Unidos demandó a Google de Alphabet Inc en octubre, acusando a la compañía de un billón de dólares de usar su poder de mercado para defenderse de sus rivales.

Las demandas son los casos antimonopolio más grandes en una generación, comparables a la demanda contra Microsoft Corp en 1998. El gobierno federal finalmente resolvió ese caso, pero los años de lucha judicial y el escrutinio antimonopolio extendido evitaron que la compañía frustrara a los competidores y se le atribuye la compensación. el camino para el crecimiento explosivo de Internet.

Fuente: Clarín

El Tribunal Supremo de Wisconsin rechazó una demanda presentada por el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, que buscaba revertir la certificación de los votos emitidos en el estado, donde el candidato demócrata, Joe Biden, se alzó con la victoria en las recientes elecciones.

La demanda, que pedía que descalificaran más de 200.000 votos repartidos en varios condados de Wisconsin, fue rechazada porque debería haberse presentado en una instancia inferior, informó la agencia de noticias Europa Press.

Biden se alzó con la victoria en Wisconsin con una ventaja sobre Trump superior a 20.000 votos.

«Acogemos con beneplácito la dirección del Tribunal Supremo mientras nos aseguramos de que solo los votos legales cuenten en Wisconsin», dijo un abogado de la campaña de Trump, Jim Troupis, en un comunicado en el que prometió emprender esta empresa «de inmediato».

«Está claro por sus escritos que el tribunal reconoce la seriedad de estos asuntos, y buscamos tomar el siguiente paso», agregó, y afirmó que el equipo de Trump «espera estar de vuelta ante al Tribunal Supremo (de Wisconsin) pronto», según el diario digital The Hill.

La demanda estaba dirigida contra el gobernador de Wisconsin, el demócrata Tony Evers, y las autoridades electorales del estado.

Los abogados de Evers tildaron el movimiento de Trump de «impactante» y «un asalto escandaloso a la democracia».

«El alivio que busca es incorrecto como cuestión de ley, incorrecto como cuestión de hecho y equivocado como cuestión de procedimiento», agregaron.

Trump y su equipo legal emprendieron una batalla legal con el objetivo de desmontar la victoria de Biden en los comicios del 3 de noviembre, que, a un mes, aún no reconoció.

El presidente se basa en la supuesta existencia de un «fraude» electoral que denunció en repetidas ocasiones, sin aportar pruebas.

Su equipo solo tiene hasta el martes próximo para desarrollar su estrategia legal.

Los 50 estados deben certificar sus resultados antes de que se reúna el Colegio Electoral el 14 de este mes.

Ese día todos los estados deberían haber resuelto cualquier disputa y el gobernador de cada territorio debe enviar los resultados certificados al Congreso.

Una vez confirmado que Biden supera los 270 votos electorales, el presidente electo inaugurará su mandato en una ceremonia frente al Capitolio el 20 de enero.

Los resultados sitúan a Biden con 306 votos frente a 232 de Trump.

Fuente: Telam

La primera dama Fabiola Yañez inició una demanda judicial ante el fuero federal Civil Comercial contra la empresa Google y solicitó una pericia informática contra el buscador de internet, en carácter de prueba anticipada.

“El día 12 de noviembre de 2020, Google colocó en su panel de conocimiento una infamante leyenda, en el lugar donde debería figurar la ocupación y el nombre de la primera dama”, sostuvo un comunicado de prensa de Yañez.

En ese sentido, reportó que dentro del panel de conocimiento del principal buscador de la web en lugar de describir “su ocupación, se la catalogaba de una manera misógina, maliciosa y difamante en donde debía encontrarse su nombre completo”.

La presentación contó con el patrocinio del abogado Luis Goldin.

El letrado solicitó que se “arbitren todos los medios necesarios para descargar y almacenar la totalidad de los datos asociados al nombre Fabiola Yañez y primera dama, a partir del 12/11/2020 hasta el día en que se realice la presente pericia, que surjan del contenido del panel de conocimiento del buscador ‘Google’ de una persona destacada”.

Asimismo, pidió que se detalle de forma clara y precisa cómo se genera esta publicación, durante cuánto tiempo estuvo activa y qué cantidad de visualizaciones, visitas e interacciones tuvo.

También solicitó que se detalle qué acciones tomó la empresa con relación a la publicación y cuantificar la totalidad de interacciones entre el 26 de octubre y el 15 de noviembre de 2020, entre otras requisitorias.

El comunicado recordó que el buscador afirma tener 3 billones de visitas por día “y por eso solo la propia empresa tiene acceso a los datos de cuánta gente vio o interactuó con esa noticia maliciosa e infamante, por lo que es crucial la pericia informática solicitada”.

Asimismo, destacó la importancia de la presentación para establecer un criterio jurisprudencial que “garantice protección de los derechos y la intimidad del todos los argentinos y argentinas”.

Fuente: Télam

En promedio aumentó 20% desde el comienzo de la pandemia ante la situación de incertidumbre que genera la nueva enfermedad y los riesgos que trae aparejados.

La demanda de los seguros de cobertura para las personas, tanto de vida como de retiro, crecieron en promedio un 20% tras la llegada del coronavirus, como una reacción a buscar productos de protección ante la incertidumbre que generó la pandemia, situación que desde las compañías líderes reconocen haber tomado en cuenta para reforzar sus canales de venta.

Desde la Asociación Civil de Aseguradoras de Vida y Retiro (Avira) destacaron que el cumplimiento del pago de los siniestros presentados producto del fallecimiento por Covid, fueron pagados por las aseguradoras en una curva creciente que aún no acompañó la baja del número de casos que informa el Gobierno oficialmente.

«Por ahora esa curva de pagos no dejó de crecer. A partir de julio se aceleró y aún no hemos logrado que se revierta», explicó Maria Ines Guzzi, presidenta de Avira.

La ejecutiva explicó además que la primera acción del sector fue chequear que la pandemia no fuera un riesgo excluido, y en aquellos casos que figuraba como exclusión, o bien se eliminó o se suspendió temporalmente. «Con lo que todas las compañías cubrimos el riesgo Covid», dijo.

Algunas aseguradoras consultadas por Télam indicaron que no hubo mayores demandas de rescates a las del promedio histórico del sistema, mientras que otras acompañaron la necesidad de sus asegurados y hasta redujeron los costos de cancelación del contrato en los casos que necesitaban hacerse de los fondos.

«Hubo rescates parciales o totales producto de la cuarentena debido a la disminución del ingreso familiar por la suspensión de actividades comerciales. Por eso, en nuestro caso bonificamos los gastos ante pedido de retiro o rescates», dijo Gabriela Marchisio, gerenta de Seguros de Personas de Sancor Seguros y Prevención Retiro.

Por el contrario, en Prudential Seguros «el promedio de bajas por mes entre enero y octubre de 2020 fue menor al registrado durante el mismo período del año pasado», señaló Mauricio Zanatta, presidente y CEO de esa aseguradora.

Tanto en MetLife como en Swiss Medical, ambas operadoras del rubro vida, señalan un crecimiento en torno de 20%; y en Orígenes, que lo hace también en retiro, el salto fue aún mayor.

Seguros de vida y de vida con ahorro

«En MetLife hemos notado que en el caso de los seguros de vida y vida con ahorro ha habido aumento de 20% en el interés. La gente busca asesorarse y conocer más. Hemos logrado durante este año sostener los niveles de venta y la prima promedio, e incluso conseguimos más referidos por parte de clientes», aseguró Vanesa Kahrs, gerenta de Estrategia de MetLife Argentina.

En la misma línea se expresó Marchisio, de Sancor Seguros, quien indicó que tras los rescates iniciales comenzó una tendencia creciente en el interés por estas pólizas que «se mantiene, superando el cierre de operaciones en cerca de 30% por encima de los números previos a la pandemia».

Parecidos son los resultados anuales de Swiss Medical Seguros, que presentó un incremento de 33% interanual para el período enero-octubre de 2020 respecto del año anterior, según indicó María Inés Guzzi quien, además de presidir la cámara sectorial, conduce la firma de seguros de SMG.

En Orígenes las consultas por seguros de vida subieron 25% mensual y las ventas lo hicieron 20%, mientras que en el rubro de retiro individual donde la firma desarrolló nuevas estrategias de captación de clientes individuales y la participación de la firma era baja, las consultas crecieron 120% y las ventas 100%.

Álvaro Toricez, gerente comercial, explicó que el despegue de este producto se vinculó con el cambio en la forma de comunicar el producto, lanzamientos de nuevas campañas y con el foco puesto en el canal digital. «Por ejemplo participamos en Cyber Monday invitados por Mercado Libre», explicó el gerente.

Por otro lado, asocia el crecimiento a «la necesidad de la gente de contar con una herramienta de ahorro en un contexto de restricciones de acceso al dólar como reserva de valor, y por causa de la pandemia, muchas familias empezaron a contar con dinero que antes destinaban a actividades que este año no se han podido hacer como salidas, comidas, viajes».

 

La compañía Google presentó este jueves un per saltum (salto de instancia) para que la Corte Suprema de Justicia intervenga en la demanda presentada por la vicepresidenta Cristina Fernández de Kirchner contra la empresa y que ya tenía a su favor fallos de primera y segunda instancia.

Google recurrió a este recurso extraordinario, tras el rechazo de la Cámara Nacional de Apelaciones en lo Civil y Comercial Federal, que en una resolución reciente dejó firme el peritaje solicitado en agosto por la Vicepresidenta titular del Senado, en carácter de prueba anticipada.

En su presentación ante la Corte, la compañía estadounidense argumentó que «aún cuando no sea el único remedio previsto por la reglamentación procesal, es verdaderamente el único remedio ‘eficaz’ para la protección de los derechos en un plazo útil».

Los abogados de la Vicepresidenta y ex mandataria pidieron conservar todos los datos asociados a su nombre desde el 17 de mayo de 2020 hasta el día en que se realice el peritaje informático.

El juez en lo Civil y Comercial Federal Javier Pico Terrero hizo lugar a esa solicitud de prueba anticipada, ante la que Google presentó una apelación al considerar «improcedente» la medida al interpretar que no cumplía con las razones que cita el Código Civil y Comercial para esta requisitoria.

La respuesta de la Cámara fue la validación de la resolución de primera instancia y la desestimación de la apelación de Google basada en la «inapelabilidad de las resoluciones del juez sobre producción, denegación y sustanciación de las pruebas».

El gigante de Internet atribuye su decisión de recurrir al per sáltum que la resolución de la Cámara «avanza sobre la propiedad privada y los secretos comerciales de Google, y pone en riesgo el derecho a la privacidad y seguridad de la información de los usuarios sin ninguna justificación».

El per saltum es un recurso extraordinario que significa salto de instancia ante un hecho de «gravedad institucional».

Para justificar la utilización de este recurso, Google sostuvo que con la resolución judicial de la Cámara «se afecta la seguridad jurídica y la consiguiente paz social» y «millones de usuarios verán comprometida la confidencialidad de sus datos», además de Google.

«En lugar de garantizar a los usuarios de Internet la seguridad y confidencialidad de sus datos, la resolución recurrida los expone en forma injustificada al escrutinio de un perito cuya confidencialidad nadie puede garantizar. Esta consecuencia trasciende la actividad propia de Google y constituye un supuesto de gravedad institucional», plantea Google en su presentación ante la Corte.

Por eso, en el último párrafo de las 35 páginas que recorre su presentación, la compañía solicita «tenga por presentado este recurso extraordinario por salto de instancia en tiempo y forma, y ordene correr traslado del mismo; se suspenda la Resolución Recurrida y la de primera instancia que ésta confirma; oportunamente declare admisible este recurso, revoque la Resolución Recurrida y deje sin efecto la medida de prueba anticipada, con costas».

La Sala A de la Cámara de Apelaciones de Trelew resolvió, con fecha 14 de agosto, rechazar la demanda realizada por la Empresa El 22 SRL contra el Municipio por alrededor de 65 millones de pesos, iniciada en el año 2017.

La firma reclamaba por la errónea aplicación de los parámetros para la determinación del costo del servicios, por un supuesto perjuicio por la demora en la implementación del SUBE, y diferencias que en la liquidación de costos correspondientes a las ordenanzas municipales.

Para su decisión, la Cámara de Apelaciones consideró que “la acción contenciosa municipal no se encontraba habilitada para el actor al momento de la interposición de la demanda (11/08/2017), por la caducidad de la acción por una parte de su reclamo y por inexistencia de reclamo administrativo previo para la restante pretensión”.

Según fuentes judiciales, la Cámara de Apelaciones en lo Civil, Comercial, Laboral y de Minería de Santa Rosa revocó un fallo de primera instancia y admitió parcialmente la demanda del paciente contra los dos médicos por mala praxis, al operarlo de lo que parecía ser un tumor y eran gasas que olvidaron dentro de su cuerpo.

La justicia pampeana admitió parcialmente la demanda de un paciente contra dos médicos y sus compañías aseguradoras por mala praxis, cuando dos años después de ser operado de una válvula del corazón se sometió a una nueva intervención quirúrgica ante la sospecha de un tumor y encontraron una compresa de gasa de 30 centímetros, olvidada en el cuerpo en la primera cirugía.

El demandante había sido operado de una válvula del corazón y dos años después fue intervenido nuevamente, en otro centro médico, ante la sospecha de que podía tener un tumor o un quiste hidatídico y allí le encontraron el «oblito (cuerpo extraño) olvidado».

Concretamente, las fuentes precisaron que lo hallado se trataba de una compresa de gasa de 30 centímetros, que pudo ser encontrada en la segunda intervención.

La resolución judicial corresponde a la Sala I, integrada por las juezas Marina Álvarez y Laura Torres, quienes coincidieron con el juez civil de primera instancia en que no existió un obrar doloso de los profesionales «pues no tuvieron la intención de dejárselo olvidado, ni de dañar al paciente».

No obstante, las magistradas sí aceptaron, al tratar el recurso de apelación, que ambos actuaron con falta de «diligencia, prudencia y pericia» en el desarrollo de la práctica médica y por consiguiente no pueden ser excusados «bajo el genérico argumento que expuso el juez, de considerar a la responsabilidad médica como una obligación de ‘medios».

En el proceso judicial, el perito actuante en la causa sostuvo que la incapacidad actual del paciente (una parálisis diafragmática) se debió a la segunda práctica quirúrgica, y sugirió que «debió probarse con una práctica menos invasiva» y no al olvido del «oblito».

Ese punto no fue cuestionado por ninguna de las partes, ni siquiera el propio damnificado; no obstante las camaristas admitieron el argumento de este último acerca de que el juez de primera instancia debió haber realizado un análisis más integral y exhaustivo, y no quedar solo con esa parte final del itinerario médico.

Por ello, Álvarez y Torres señalaron que «no puede considerarse que el olvido de una compresa o gasa dentro del cuerpo del paciente, se avenga a la definición de «obligación de medios», sino que dejar cuerpos extraños en el campo quirúrgico se inscribe en el incumplimiento de una obligación de resultado»; entendiéndose por ello un resultado seguro para el paciente.

Asimismo, las juezas sostuvieron que «si la compresa olvidada no habría causado ninguna consecuencia para la salud del paciente, por elemental sentido común» no se habría llegado a la segunda intervención a la que tuvo que ser sometido el paciente, tras presentar una sintomatología que les hizo sospechar a los médicos de la segunda intervención que podía existir un tumor o un quiste.

Por todo ello, las magistradas concluyeron que existió responsabilidad médica en cuanto al «particular hecho del oblito quirúrgico, al sometimiento a una segunda cirugía para removerlo y a los padecimientos sufridos»; como así también a la relación causal con los daños que son reclamados (moral y estético).