Tag

CONICET

Browsing

Investigadores del CONICET hallaron el cráneo de un abelisáurido al norte de la provincia de Neuquén. Este animal habitó el lugar hace aproximadamente unos 85 millones de años, y se trata de un carnívoro. «Llukalkan aliocranianus» es el nombre otorgado al animal proviene del término mapuche Llukalkan, que significa ‘el que causa miedo’, y del latino aliocraniaus, que es ‘cráneo diferente’.

Descubrieron una nueva especie de d un «temible» dinosaurio en la Patagonia. Se trata de fósiles de una nueva especie de dinosaurio en la Patagonia argentina, que corresponden probablemente a uno de los principales depredadores de la región durante el Cretácico Superior

Vivió hace unos 85 millones de años, y sus restos denotan un formidable tamaño (hasta cinco metros de largo), mordida extremadamente poderosa, dientes muy afilados, enormes garras en sus patas, y agudo sentido del olfato.

“Lo nombramos Llukalkan aliocranianus. La primera palabra es un vocablo mapuche que significa el que asusta o causa temor y la segunda, en latín, hace referencia a un cráneo distinto. Las diferencias que presentaba en el cráneo, en comparación con el de otras especies de abelisáuridos, permitieron en definitiva darnos cuenta que estábamos ante una especie nueva”, comenta Federico Gianechini, investigador del Instituto Multidisciplinario de Investigaciones Biológicas de San Luis (IMIBIO-SL, CONICET-UNSL) y primer autor del trabajo.

Tenía un extraño cráneo corto con huesos ásperos, por lo que en vida su cabeza presentaba protuberancias y prominencias como algunos reptiles actuales como el monstruo de Gila o algunas iguanas. Su audición también era diferente a la de otros abelisáuridos. La composición de su cráneo sugiere que esto era mejor que la mayoría de los otros abelisáuridos y similar al de los cocodrilos de hoy en día.

Los restos fósiles de Llukalkan y Viavenator se encontraron a solo 700 metros de distancia en la Formación Bajo de la Carpa, cerca del mismo sitio famoso de fósiles en La Invernada, en Argentina.

«Este es un descubrimiento particularmente importante porque sugiere que la diversidad y abundancia de abelisáuridos fueron notables, no solo en la Patagonia, sino también en áreas más locales durante el período crepuscular de los dinosaurios», dice el autor principal, el doctor Federico Gianechini, paleontólogo.

Los abelisáuridos eran una llamativa familia de dinosaurios terópodos con un promedio de cinco a nueve metros de largo que merodeaban principalmente en la Patagonia y otras áreas del antiguo subcontinente sur de Gondwana, reconocido hoy como África, India, Antártida, Australia y América del Sur. Hasta la fecha, se han desenterrado casi 10 especies de este temible depredador en la Patagonia. Si bien los abelisáuridos se parecían a T-Rex en apariencia general con pequeños brazos rechonchos, tenían cráneos inusualmente cortos y profundos que a menudo tenían crestas, protuberancias y cuernos, y eran únicos.

Moviéndose erguido sobre sus extremidades traseras con enormes garras que pueden haber usado para apuñalar a su presa, Llukalkan tenía mordidas extremadamente poderosas y dientes muy afilados con los que derribar a su presa mientras se movía rápido gracias a sus poderosas patas traseras.

Los restos fosilizados de Llukalkan incluyen un cráneo magníficamente conservado y sin triturar. Teniendo en cuenta que el endocráneo estaba muy bien preservado, se convocó a la especialista en paleo-neurología e investigadora del CONICET en el Instituto de Investigaciones en Biodiversidad y Medioambiente (INIBIOMA, CONICET-UNCOMA), Ariana Paulina-Carabajal, quién pudo reconstruir el encéfalo y el oído interno en forma digital en 3D, utilizando tomografías computadas, y reflejar en forma relativa la forma y tamaño del encéfalo y órganos de los sentidos.

EL HALLAZGO

Los restos del dinosaurio fueron encontrados en el noroeste de la Patagonia (Provincia de Neuquén) a unos 50 kilómetros al sur de la localidad de Rincón de los Sauces, se localiza el área conocida como La invernada. Allí es donde se encontraron los restos de LLukalkan aliocranianus y uno de los lugares con mayor abundancia de abelisáuridos en el mundo. Hasta el momento se han encontrado cinco especímenes diferentes en un radio menor a un kilómetro cuadrado.

El paleontólogo, Leonardo Filippi, del Museo Municipal “Argentino Urquiza” contó que “fuimos por primera vez al sitio en el año 2012 para realizar un relevamiento de impacto paleontológico para una empresa petrolera, y debido a la importancia paleontológica registrada por la abundancia de fósiles, iniciamos proyectos de investigación con campañas que se continúan hasta el presente, a las cuales se sumaron varios colegas, algunos de los cuales forman parte de este trabajo”.

Daniel Feierstein, Doctor en Ciencias Sociales, investigador del CONICET, y docente de La Universidad de Tres de Febrero y de la UBA, aseguró a Encuentro Nacional que, “nuestra sociedad se quebró”.

“La concepción de que somos una comunidad se perdió, al no poder mantener una actitud precautoria ante un peligro como la pandemia”.

“El año pasado tuvimos cuidados colectivos, pero no duró. Hoy, con la nueva cepa, está sucediendo lo mismo, y hay que saber los riesgos que va a haber con esta nuevo mutación”, aseguró el sociólogo ante el advenimiento de una nueva ola de coronavirus en el país.

“La incertidumbre requiere el poder de actuar para contener una situación que no termina de escalar”

En referencia a los movimientos “anticuarentena” y los distintos sectores de la política que critican las medidas de prevención y de cuidados sanitarios, el docente expresó que le parecen “infantiles”, “ya que medio mundo nos está mostrando que el camino es el que tomó siempre la humanidad, cuidarse”.

“Los países y sociedades que se han propuesto realmente a tener Covid cero, han implementado una serie de acciones colectivas y lo han logrado”.

Fuente: Radio Nacional

El Consejo Directivo lo manifestó este sábado en un comunicado breve, en el que señalan que “hacen caso omiso a las diversas expresiones de rechazo”, incluido el informe presentado por la institución científica.

Este sábado, el Consejo Directivo del CCT CONICET-CENPAT emitió un breve comunicado en el que expresó “preocupación” ante la insistencia en la habilitación de la megaminería en Chubut.

Esto a partir de lo ocurrido esta semana en la Legislatura con el proyecto 128/20 de “zonificación”, que obtuvo dictamen de camión y espera ser tratado en el “recinto virtual” de sesiones.

En este sentido, remarcaron que hay “preocupación (en la institución científica) por la insistencia en el avance del tratado de la Ley 128/20”.

Esto, además, “haciendo caso omiso a las diversas expresiones de rechazo a la misma incluyendo una nota conjunta firmada por las UNPSJB, UTN, INTA y CENPAT”.

Asimismo, se omite el “informe técnico presentado a los y las legisladores” y puesto a disposición de la Cámara de Diputados que debe tratar el proyecto.

Sin embargo, “ninguna (de las expresiones) tuvo respuesta de parte de las autoridades legislativas”.

Uno de los de menor caudal de la Patagonia, abastece de agua a más del 50% de la población sumado a su uso en la producción del Valle. La megaminería pondría en peligro el río Chubut.

El cambio climático está provocando una reducción del caudal sumado a las condiciones de escasez de agua presentes, se generarán situaciones de estrés hídrico en el futuro.

En las últimas décadas se han registrado cambios en las variables climáticas que regulan la disponibilidad de agua dulce en Chubut.

El gobernador Mariano Arcioni ignora las advertencias de CONICET y busca avalar la minería con técnicos que trabajan para la minería.

Le decimos a estos «pseudocientíficos» que antes de hablar de minería en la meseta lean las proyecciones de nuestro grupo del Panel Intergubernamental de Cambio Climático para la región de Chubut.

Por: Greenpeace Argentina

La Universidad Nacional de San Martín (UNSAM) aseguró que la vacuna contra el coronavirus que se elabora en la institución de manera articulada con científicos del CONICET está lista para iniciar su fase tres en humanos.

En ese sentido, el rector de esa alta casa de estudios, Jorge Greco, indicó que «están avanzadas las negociaciones con un importante laboratorio para financiar esta etapa» crucial para la aprobación de la vacuna.

El rector explicó además que «una vez que se firme el acuerdo se iniciarán las pruebas en fase tres y es posible que de acá a un año la Argentina tenga su propia producción de vacunas sin necesidad de negociaciones con laboratorios extranjeros».

«En el futuro significaría una soberanía científica tecnológica, cuando se alcance la producción de la vacuna que para esta enfermedad, significará que no dependeremos de estas complejas negociaciones con otros productores internacionales», señaló.

Indicó además que la vacuna que elabora la UNSAM «es un mecanismo que estimula que el cuerpo genere los anticuerpos, es una proteína que está incluido en el material genético del virus y ese es el que tiene la capacidad de producir estos anticuerpos del propio ser humano».

Greco destacó que «desarrollamos la vacuna sobre la base de proteínas puras» y aseveró que en función de la producción y de la fuerte inversión que se requiere para avanzar en fase tres tanto público como privada, «creemos que hasta dentro de un año no estará la vacuna».

Cuestan $390, se pueden lavar hasta 15 veces. Aseguran que sus telas tienen la capacidad de inhibir el Coronavirus. Fabrican 1 millon de barbijos al mes, la licencia exclusiva es de Kovi, la Pyme que fabrica toallas y sábanas con marca Sweet Home.

Si el virus es más potente, además de extremar los cuidados, una posible solución es buscar barbijos más fuertes para librarle batalla al Covid-19. Un equipo de investigación del CONICET, la Universidad de Buenos Aires (UBA) y la Universidad Nacional de San Martín (UNSAM), con el apoyo de la PYME textil Kovi S.R.L., que tiene la licencia exclusiva, desarrolló telas que tienen la capacidad de inhibir al Coronavirus similar al SARS-CoV-2 agente patógeno que causa el Covid 19. Más conocido hoy como “el barbijo del CONICET”, su nombre oficial es Atom-Protect y bate récords de ventas, fabrica y vende un millón de barbijos al mes.

En el mes de febrero se comenzaron a producir los primeros barbijos, hoy se comercializan en todo el país. Las telas y barbijos se fabrican en las plantas de Lomas del Mirador y Bella Vista que tiene la planta Kovi S.R.L., propiedad de la familia Gontmaher, históricos en el rubro textil.

Hace 40 años que fabrican toallas, sábanas y manteles con la marca Sweet Home, además de Lola Prada. Se encargan de fabricar estos productos a las principales marcas del mercado. Sufrieron los vaivenes de una industria, que esta vez les da una gran alegría. El padre Gerardo y su hijo Allan Gontmaher son quienes no dan abasto con la producción y venta de barbijos a un precio de $390, pero que varía la si la compra es por mayor en la tienda online que poseen.

Dónde comprar el Barbijo del Conicet

El secreto del éxito es la tela tratadas con activos antivirales, bactericidas y fungicidas. Sus propiedades antimicrobianas fueron testeadas con éxito por el Instituto Nacional de Tecnología Industrial (INTI) y su acción antiviral por el Instituto de Virología del Instituto Nacional de Tecnología Agropecuaria (INTA). Nada está librado al azar. En el CONICET explican que no sólo disminuye la probabilidad de infectarse con el patógeno que provoca el Covid19, a través de boca y nariz, y contagiar a otros, sino que además es más higiénico, ya que el individuo no respira sus propios gérmenes.

Los poderes de este barbijo están intactos por al menos 15 lavados. En la sede de Kovi donde venden barbijos, Jorge Ignacio explicó a BAE Negocios: “Los barbijos vienen en bolsas cerradas, esterilizados, se puden usar sin lavar. Se requiere un uso de por lo menos 8 horas antes de lavarlo, el lavado es sencillo sólo con agua fría y jabón, es casi un enguaje. No se puede retorcer, ni lavar en el lavarropas. No se le puede poner alcohol”. Se pueden comprar en la sede de Kovi en Larrea 579 por la mañana o en farmacias o en la tienda on line de Atom Protect.

En una publicación del CONICET, Silvia Goyanes, investigadora del CONICET en el Instituto de Física de Buenos Aires (IFIBA, CONICET-UBA) y una de las directoras del proyecto explicó: “Los estudios realizados en el Instituto de Virología del INTA mostraron que estas telas tienen la capacidad de inhibir Coronavirus similar al SARS-CoV-2- agente patógeno que causa el COVID-19- en menos de cinco minutos”.

Jorge Ignacio está en la venta al público de barbijos y dio a BAE Negocios su testimonio: “La gente se acerca muy preocupada, más que antes. Algunos hacen un esfuerzo enorme y vienen con moneditas, porque se dieron cuenta que los que usan estos barbijos no se contagian, está probado. No puedo entender que la gente se preocupe por el color, las florcitas o por encontrar el barbijo de River y no busque un barbijo seguro que le salve la vida.

Hay gente que vino y no se lo llevo porque no había en negro o en colores y usted luego los ve volver, muy tristes. Siempre les pregunto que pasó y muchos me cuentan que perdieron familiares queridos. Hay que tomar conciencia que un barbijo reduce las posibilidades de infectarse”.

Tienen pedidos desde varios países, pero las ventas al exterior aún no se pudieron concretar. Por ahora abastecen sólo al mercado local. Se consigue en varias cadenas de farmacias como Central Oeste, TKL, entre otras. Farmacity, la principal cadena de farmacias de CABA no los vende. La venta online ofrece la posibilidad de comprar al por mayor.

Hace algunos días, el CONICET volvió a presentar un informe en donde expresan nuevamente su negativa al proyecto de zonicación minera del gobierno provincial. Desde la visión de los académicos, en el futuro podrían presentarse problemas hídricos ante los escenarios proyectados por la crisis climática que vive el mundo. Además, hacen hincapié en la falta de gestión ambiental que hay en Chubut.

La Mesa Técnica conformada por investigadores del Centro Nacional Patagónico (CENPAT) y del CONICET envió hace días a la Legislatura de esta provincia un informe en el cual recomienda la no instalación de un proyecto minero en los departamentos de Gastre y Telsen.

Cabe destacar que el proyecto que se contempla instalar involucra a la empresa canadiense Pan American Silver. El Proyecto “Navidad”, tal cual fue bautizado hace años, ubicado a unos treinta y cinco kilómetros de la localidad de Gastre, cuenta con una de las reservas de plata más grandes del planeta. Según estudios, tendría una vida útil de dieciocho años, con la posibilidad de seguir extrayendo el mineral en base a futuras exploraciones.

El estudio de los académicos plantea además que el río Chubut es uno de los de menor caudal en toda la Patagonia, y que abastece de agua a más del cincuenta por ciento de la población de la provincia. “Sumado a las condiciones de escasez de agua de la región, los escenarios de cambio climático por sí mismos generarán situaciones preocupantes de estrés hídrico en el futuro. En las últimas décadas se han registrado cambios en las variables climáticas que regulan la disponibilidad de agua dulce en nuestra región”, destacan los cientícos del CENPAT y CONICET.

Otro de los puntos importantes en el informe elevado por el CONICET remarca la necesidad de que haya un mejor manejo y gestión equitativa con el recurso hídrico.

“Es necesario un mejor manejo y gestión equitativa de un recurso tan valioso como el agua, en contextos de cambio climático, deserticación, expansión de actividades y aumento de la población, deben estar acompañados por estudios transdisciplinarios”.

Se trata de la presentación hecha a partir de la falsificación de un informe del CONICET para respaldar el proyecto 128/20 que busca habilitar la megaminería. La denuncia había sido archivada por la Fiscalía de Rawson.

La denuncia realizada en noviembre pasado por la asamblea del NO a la Mina de Esquel fue desarchivada este viernes por una resolución de la jueza Mirta del Valle Moreno, quien consideró que “ha sido prematura la decisión del Fiscal para descartar que estamos ante un delito”.

Según publica Cadena 3, la audiencia se realizó de manera semipresencial con la participación del fiscal Osvaldo Heiber y la abogada Silvia de los Santos.

Cabe recordar que la presentación se había realizado a partir de la denuncia pública que hizo el investigador del CONICET Guillermo Velázquez por la tergiversación y falsificación de un informe del que él había participado y que fue presuntamente utilizado por el Ejecutivo para respaldar el proyecto de “zonificación”. Sin embargo, el investigador denunció que su estudio precisamente apuntaba a lo contrario, por lo que su investigación había sido desvirtuada.

Esto motivó una denuncia por falsedad ideológica y adulteración de documento público, presentación que se hizo en el fuero penal.

Luego de que tomara intervención el procurador General, Jorge Miquelarena; y se realizaran entrevistas, el expediente fue enviado a la Fiscalía de Rawson donde el fiscal Osvaldo Heiber resolvió archivarla.

Un estudio científico alerta sobre el desarrollo de la megaminería en la cuenca del río Chubut y advierte sobre los riesgos hídricos presentes y futuros ante los escenarios proyectados por la crisis climática que vive el planeta, como así también por la falta de gestión ambiental del agua en la provincia.

La Mesa Técnica conformada por investigadores del Centro Nacional Patagónico (Cenpat) y del Conicet envió ayer a la Legislatura chubutense un reporte en el que desaconseja la instalación de un proyecto minero en los departamentos de Gastre y Telsen.

El estudio comienza repasando la falta de agua en varias zonas de la provincia, que se suma al proceso de desertificación. También destaca el rol de los acuíferos subterráneos, que potencialmente podrían contaminarse. “La megaminería representa un escenario de amenaza, frente a un sistema ambiental vulnerable que cobra especial relevancia cuando se trata de una provincia donde los recursos hídricos superficiales son escasos”, concluyeron los expertos.

El proyecto, denominado de “Desarrollo Industrial Minero Metalífero Sustentable de la Provincia de Chubut”, fue enviado por el gobernador, Mariano Arcioni (Chubut Somos Todos), a la Legislatura provincial en noviembre pasado. Sin embargo, y aunque fue modificado, no consiguió los votos necesarios para ser debatido hoy en el marco de una sesión especial extraordinaria.

Este plan de zonificación es, en rigor, la reglamentación de una ley chubutense que prohíbe la megaminería, sancionada durante la gobernación de Mario Das Neves, de quien Arcioni fuera vicegobernador. Y el proyecto más ambicioso es el de la explotación de un yacimiento de plata que la compañía canadiense Pan American Silver adquirió hace 11 años. El proyecto Navidad, tal como se lo bautizó hace años, cuenta con una de las reservas de plata más grandes del mundo que, según fuentes de la empresa, tendría una vida útil de 18 años, con la posibilidad de prolongarse con nuevas explotaciones en la zona.

Fuente: Infobae

La Mesa Técnica de Cenpat-Conicet presentó en la Legislatura un extenso Informe sobre el proyecto de zonificación enviado por Arcioni y que se tratará este viernes. Los científicos piden el retiro del proyecto.

Los escenarios de cambio climático generan por sí mismos situaciones preocupantes de estrés hídrico y vulnerabilidad para la provincia del Chubut.

Para el Río Chubut, fuente de abastecimiento de agua del 50% de la población de la provincia, se proyecta una disminución del orden del 40% en la disponibilidad del agua en las nacientes hacia finales de siglo, que repercute en el caudal de todo el río.

Por otro lado, las principales reservas comprobadas de agua subterránea de la provincia del Chubut (ej. acuíferos de Gastre y Sacanana) se encuentran en los departamentos donde se quiere habilitar la explotación a cielo abierto de minerales metalíferos. En un escenario de aumento en la frecuencia de lluvias extraordinarias y avance de la desertficación, la megaminería introduce un nuevo factor de riesgo frente a recursos de por sí vulnerables.

La vulnerabilidad de un recurso tan valioso como el agua en contextos de cambio climático, desertifiación, expansión y aumento de la población, debe estar evaluado por estudios transdisciplinares previos a cualquier innovación de intervención antrópica en la región (ej. Explotación a cielo abierto de minerales metalíferos).

Ninguna de las prácticas de consulta y debate participativo a las que alude el proyecto de Proyecto de Ley PL 128/20 ha tenido principio de cumplimiento en el proceso de reforma promovido por el poder ejecutivo provincial desde el pasado mes de noviembre.

La dependencia del Estado de los capitales privados e intereses mineros sobre una estructura preexistente de gobernanza débil y fragmentada de los recursos naturales genera descofianza y preocupación. Esta situación no se revertirá con la creación de observatorios, centros de gestión y mesas de desarrollo fragmentarios y sin autarquía como las que se proponen en el proyecto de Ley.

Este documento señala una serie de preocupaciones de índole científico/técnica en relación con las actividades que serían habilitadas de sancionarse el PL 128/20, las que motivan a que planteemos el retiro de dicho proyecto de su tratamiento en la Legislatura Provincial.

Fuente: Chubut para todos