Tag

menor

Browsing

La ubicaron en una plaza del barrio Juan XXIII. La búsqueda de la menor de 14 años que se había ausentado de su casa del barrio Moure el último 26 de febrero arrojó resultado positivo al dar con la joven en buenas condiciones.

Fue hallada en una plaza del barrio Juan XXIII por personal de la Seccional Quinta.

La División de Búsqueda de Personas agradeció por la difusión y colaboración con el operativo.

Cada cinco días en nuestro país fallece ahogado un niño menor de 4 años, y la Sociedad Argentina de Pediatría (SAP) recomendó hoy garantizar una vigilancia atenta y permanente de un adulto responsable, eliminar o tapar reservorios de agua como pozos, baldes, cisternas o barriles e instalar cercos perimetrales en las piletas.

El organismo recomendó hoy garantizar una vigilancia atenta y permanente de un adulto responsable, eliminar o tapar reservorios de agua como pozos, baldes, cisternas o barriles e instalar cercos perimetrales en las piletas.

Según el Boletín de Estadísticas Vitales del Ministerio de Salud, en 2018 fallecieron por ahogamiento 77 niños de 0 a 4 años, lo que representa prácticamente 1 caso cada menos de 5 días, y se “considera el grupo de mayor riesgo y más vulnerable a los niños desde que empiezan a caminar o movilizarse por sí mismos (aproximadamente 12 meses de vida) hasta los 5 años de edad”, indicó la SAP en un comunicado.

El ahogamiento representa en Argentina una de las primeras causas de muerte en niños de 1 a 3 años (69 de los 77 casos), precisaron.

“Los ahogamientos son la tercera causa de muerte por lesiones no intencionales en el mundo, con un estimado anual de aproximadamente 320 mil fallecimientos, de los cuales más del 90% se producen en países de ingresos bajos y medianos”, y “representan el 7% de todas las causas asociadas con lesiones”, señalaron.

La organización pidió garantizar la vigilancia permanente de un adulto mientras los niños están en bañeras, piletas o zanjas; los “asientos de bañera” para bebés no son dispositivos para la prevención de ahogamiento y no sustituyen la vigilancia del adulto.

“Se debe mantener una proporción segura entre el número de cuidadores y niños: en lactantes la relación debe ser 1 a 1; de 1 a 2 años, 1 a 2; de 2 a 3 años,1 a 3 y luego de los 4 años de acuerdo con el grado de aprendizaje de natación que tengan los niños”, añadieron.

Sugirieron, además, la instalación en “todas las piletas cercos perimetrales completos fijos o removibles de una altura mínima de 1,30 metros”, y aclararon que “si tiene barrotes, la distancia entre ellos no debe ser mayor de 10 centímetros; ni horizontales porque pueden usarse como escalera».

“Los bordes y el piso alrededor de las piletas deben ser de material antideslizante”, precisaron, y explicaron que deben “utilizarse dispositivos de flotación personales como los chalecos salvavidas homologados en todas las embarcaciones según el peso del niño, y se debe tener en cuenta que no reemplazan y deben complementarse con la vigilancia de los adultos”.

Hay que evitar dispositivos “de ruedas, bracitos inflables o los de círculos y/u formas de animales inflables” porque son considerados peligrosos.

Los chalecos deben tener abertura anterior y que cierren con 3 broches de seguridad con cinta inextensible que pase por debajo de la ingle evitando que el chaleco salga hacia arriba.

Los balnearios deben contar con boyado y señalización bien visible, actualizado acorde a los eventuales cambios del nivel del agua; guardavidas profesionales en número adecuado a los bañistas, entrenados en reanimación cardiopulmonar (RCP) y con un sistema de rescate adecuado a cada lugar: megáfonos, motos de agua, embarcaciones de rescate y atención inicial inmediata.

“Los menores de 12 meses son poco autónomos y dependen totalmente de sus cuidadores. La mayoría de los ahogamientos se producen en agua dulce”, dijo María Cecilia Rizzuti, médica pediatra, miembro del Comité de Prevención de Lesiones de la SAP

Añadió que “en los lactantes, el escenario más habitual son los lugares para bañarlo, por descuido o mal trato. Se pueden ahogar muy rápidamente en muy poca agua”.

Por su parte, Ángela Nakab, médica especialista en Pediatría y Adolescencia, y miembro de la SAP, dijo que “con los niños de entre 1 y 4 años la intervención de los padres se hace particularmente necesaria porque es un período donde el ímpetu infantil aumenta”.

Por último, recomendaron que en caso de ahogamiento, si está inconsciente pero respira, se debe activar el Sistema de Emergencia Médica llamando a los teléfonos 911, 107, 106 u otros de acuerdo a cada localidad.

José María Palavecino fue encontrado asesinado en un descampado de la localidad de General Rodríguez. Además de recibir golpes en la cabeza, lo apuñalaron y después lo enterraron, mientras todavía estaba con vida, según determinó la autopsia. Mientras tanto, la mujer detenida por el crimen se negó a declarar ante la fiscal y seguirá presa.

Palavecino fue asesinado entre 15 días y un mes antes de que encontraran su cuerpo. Había sido visto por última vez el 3 de septiembre pero su familia recién denunció su desaparición el martes pasado, ya que el hombre vivía en situación de calle y solía ausentarse.

La fiscal a cargo de la investigación apuntó sus sospechas hacia Nancy Elizabeth Montiel, quien días antes había denunciado a su hermano y a Palavecino por violar a su hijo de 17 años y después había amenazado también con matarlos.

Durante un rastrillaje en un terreno baldío ubicado frente a la casa de la detenida, observaron una zona que había sido removida, excavaron y a unos 40 centímetros de profundidad encontraron el cuerpo de la víctima. Palavecino estaba en posición fetal y lo habían cubierto con tierra, cal y ladrillos. El cuerpo fue trasladado a la morgue judicial y la autopsia determinó que sufrió varios golpes en la cabeza, aparentemente provocados con una pala y dos puñaladas en la espalda.

El tío del adolescente fue arrestado tras la denuncia pero negó la acusación ante la Justicia, así como también desmintió haber mantenido una relación con Palavecino. A pesar de su declaración, un informe psicológico estableció que el adolescente “no es falaz ni fabulador”, y que su relato del abuso sexual sufrido “es creíble”. Esto, sumado a otros elementos probatorios que figuran en la causa, convirtieron en detención la aprehensión del sospechoso, señaló TN.

En tanto, vecinos de General Rodríguez realizaron una marcha para pedir justicia por Montiel, al considerar que está presa por defenderse de quien abusó de su hijo.

El fiscal Martín Cárcamo señaló que el abuso con acceso carnal fue cometido en el ámbito intrafamiliar y que el embarazo es consecuencia del aberrante episodio. Este martes fue radicada la denuncia que consta de un episodio de abuso cometido contra una menor de 12 años, que se encuentra cursando un embarazo de 20 semanas de gestación en consecuencia del hecho.

“Se trata de un abuso sexual con acceso carnal ocurrido en el ámbito intrafamiliar. La víctima es una menor de 12 años, y producto de esa agresión sexual la menor se encuentra cursando un embarazo de unas 20 semanas de gestación”, expresó el fiscal Martín Cárcamo.

La menor se había presentado en el Hospital Regional junto a su padre por un cuadro de descompostura, y allí los profesionales determinaron tras varios estudios que la causa de sus malestares era un embarazo de 20 semanas de gestación. Fue allí cuando la menor relató lo sucedido, señalando a un hombre de 22 años como el hombre que la abusó, quien sería el hermano de la pareja actual de su padre.

Asimismo, indicó que hay una persona sindicada como autor del hecho, perteneciente al grupo familiar de la víctima, que no se encuentra detenida pero que “cuando se reúnan elementos de prueba suficientes se concretará la imputación y las medidas correspondientes”.

Por último, el fiscal mencionó que luego de poner a disposición las redes de contención necesarias para la víctima y avanzar con la causa, la menor podría optar por la interrupción del embarazo.

“Se dio intervención a la Fiscalía de Familia, para asegurar que los derechos que tiene como sujeto de Derecho menor de edad y que pueda tomar una decisión personal de decidir de continuar con la gestación o no del embarazo, con independencia de lo que puedan opinar los padres”, finalizó.

Un menor de edad denunció que el miércoles fue sorprendido por dos adolescentes que tras robarle, abusaron sexualmente de él.

Los familiares del menor de 14 años radicaron la denuncia formal y se realizaron allanamientos en las viviendas de los dos sospechosos, que tienen 15 y 16 años. Según relataron el hecho ocurrió en la calle 1 del barrio San Cayetano.

La víctima volvía de encontrarse y jugar con vecinos, cuando terminó contándole a su familia que no solo le habían robado, sino que también habían abusado sexualmente de él. Rápidamente se comunicaron con personal policial y tomó intervención la Comisaría de la Mujer quienes tomaron la denuncia del caso y activaron el protocolo para asistir a la víctima

Asimismo, intervino el fiscal general Martín Cárcamo y solicitó el mismo día por la tarde, dos allanamientos en las viviendas de los presuntos autores, y uno de los domicilios fue el lugar donde ocurrió el aberrante hecho.

La policía secuestró las prendas de vestir que tendrían al momento del ataque y diversos elementos de interés para la causa, además de colectar evidencia tal como rastros biológicos y secuestrarse elementos que habían sido sustraídos previo a la agresión sexual.

Cárcamo explicó que los atacantes “son vecinos (de la víctima) y aparentemente existía algún grado de amistad, se investigan hechos graves donde el menor fue ultrajado”, dijo a Diario Crónica. Y afirmó que por el momento no se avanzó sobre detenciones, “el menor de 15 años es no punible por una cuestión de minoría de edad, pero el de 16 sí”.

Sucedió en Esquel con una menor que semanas atrás había sustraído dinero de un camión repartidor. En este caso, sustrajo una billetera de un remis.

Se trata de un hecho registrad oeste domingo por la tarde, cerca de las 14, en Esquel con una menor que sustrajo una billetera con dinero de un remis de la agencia ubicada en la Roca al 709 de la localidad cordillerana.

Se trata de una adolescente con discapacidad que semanas atrás había sido identificada como autora del robo de una importante cantidad de dinero de un camión repartidor y su madre lo devolvió a la Policía.

En este caso, cerca de las 14 de este domingo, la adolescente sustrajo una billetera con dinero de un remis.

La denuncia se radicó por parte de la propietaria del vehículo y junto a los uniformados interceptaron a la menor a unas pocas cuadras del lugar, sobre la calle Roca.

Por el caso se le dio intervención a la Asesoría de Menores, desde donde se dispuso que la joven sea restituida a su madre.

El episodio se registró este miércoles por la tarde en Esquel, en inmediaciones de Fontana y O’Higgins, cuando un trabajador, un repartido, denunció que habia descendido de su camión por unos minutos para realizar una cobranza en un comercio de esta esquina y que cuando regresó se percató del faltante de una cartera con cerca de 30 mil pesos en efectivo.

A partir de esto tomó intervención personal policial, que constató que el rodado no habia sido violentado y que no le funcionaría el sistema de cierre centralizado. Además, tomaron declaración a vecinos de la zona que refirieron haber visto en las inmediaciones a una menor de 16 años, conocida en el ámbito delictivo.

A partir de esto, los uniformados se trasladaron a las inmediaciones del domicilio de la joven y a pasar frente al mismo, sobre la calle Avellaneda al 1.305, del interior salió la madre de la menor quien de manera espontánea le muestra a los uniformados la cartera con el dinero robados.

La mujer manifestó a la Policía estar “cansada” que la joven llegué con cosas robadas.

La cartera en cuestión poseía un total de 29.500 pesos en efectivo y tanto el monto como el bolso eran coincidentes con lo denunciado por el repartidor, por lo que se le dio intervención a la Fiscalía de turno y se dispuso que los elementos sean restituidos al trabajador.

 

La cifra contrasta con el día de mayor cumplimiento de la cuarentena, registrado el 21 de marzo, donde hubo una reducción de hasta el 69,5% en la movilidad de los ciudadanos.

Desde el inicio del aislamiento social obligatorio, decretado a nivel nacional el 20 de marzo por el presidente Alberto Fernández, el movimiento en la provincia de Chubut se redujo en promedio un 47,5%.

El día de mayor cumplimiento de la cuarentena fue justamente la jornada siguiente al decreto de la cuarentena obligatoria, el 21 de marzo, donde se registró una caída de la movilización en Chubut comparado a un día normal, en este caso el 2 de marzo, señalado por Facundo Ball, director de la Facultad de Ciencias Económicas de la UNPSJB, en su cuenta de Twitter.

El aumento de un 22% entre el día con menor movilización en la provincia y el promedio actual, que se encuentra en los 47,5%, se puede sostener debido a la flexibilización de las medidas y la apertura de distintos rubros que al inicio de la cuarentena no estaban habilitados.

 

La inmediata reacción de un grupo de vecinos desactivó este sábado por la tarde un supuesto intento de secuestro  a una nena en La Saladita, según confirmaron fuentes policiales a ADNSUR.

El hecho fue denunciado por la tarde a través de redes sociales y confirmado por fuentes oficiales. «Esto pasó en La Saladita. Este hijo de mil puta se llevaba a una nena. Las chicas que venden verdura dieron el aviso», relató Natalia Cheuquemán.

El hombre fue reducido por los vecinos y puesto a disposición de la policía que concurrió al lugar ante la denuncia. La Saladita es cada fin de semana uno de los centros comerciales mas visitados de Comodoro, con alta concurrencia de gente y menores.

 

Se trata del adolescente de 16 años que agredió a un compañero adentro del baño de la escuela secundaria N° 799 del barrio Ciudadela. La víctima sigue en el Hospital Regional y su estado es reservado.

Se pudo concretar la audiencia de control de detención y apertura de la investigación contra el menor de iniciales G.P.F. quién apuñaló a un compañero en la escuela de Ciudadela, y fue imputado formalmente el delito de tentativa de homicidio.

La víctima es otro menor de iniciales J.L.A. que actualmente se encuentra internado en el Hospital Regional y su estado es reservado, hemodinámicamente inestable, en terapia intensiva y con asistencia respiratoria mecánica.

Según informó el Ministerio Público Fiscal (MPF), la jueza penal dictó la prisión preventiva del menor imputado hasta sustituirla por su arresto domiciliario con tobillera electrónica. Fundó su decisión en lo gravísimo del hecho, por las circunstancias y el lugar donde se dio, en el interior de una institución escolar; como también en el contexto adolescente en el cual puede darse el peligro de entorpecimiento de la investigación, indicó El Comodorense.