Tag

Tragedia

Browsing

Cuatro personas murieron en el Lago Cardiel, cerca de la ciudad Gobernador Gregores, en Santa Cruz, cuando un fuerte temporal de viento dio vuelta los kayaks en los que navegaban. Un nene de ocho años sobrevivió de milagro tras estar cuatro horas a la deriva.

La policía había comenzado la búsqueda el sábado a la tarde, luego de que un llamado alertó que «una familia había sufrido un accidente», según informaron fuentes de la fuerza.

Las víctimas son Daniel Barría (34), que era el presidente del Concejo Deliberante local, su hermano Javier Barría (30), policía con prestación en bomberos, Elsa Raquel Martínez (49) y Marianelle Bosseo (26).

Según informó el diario local La Opinión Austral, a la tragedia sobrevivió Mateo, un nene de ocho años, quien se aferró a uno de los salvavidas (que se lo habría pasado una de las víctimas) y el chico sobrevivió cuatro horas naufragando en el agua helada.

Los fallecidos en Gobernador Gregores. Foto Twitter Tiempo Sur

Tras ser rescatado, fue trasladado de urgencia la Hospital de Gobernador Gregores.

Los efectivos pudieron rescatar a tres personas que participaban del paseo: Claudio Barría, diputado del Frente de Todos -hermano de Daniel y Javier-, Mateo y John Maximiliano Hoffmann.

El accidente se produjo en la zona de «Bahía El Griego» en la tarde del sábado, aunque la búsqueda se extendió hasta pasado el mediodía del domingo.

Al parecer, el pronóstico del tiempo cambió de un momento a otro, como es común en esas latitudes patagónicas. Un fuerte temporal de viento dio vuelta las embarcaciones y los kayakistas cayeron a las heladas aguas lejos de la costa.

En tanto, esta madrugada fueron encontrados a orillas del lago los cuerpos de Martínez y Bossio. De los otros tres rescatados de las aguas del Cardiel, Hoffmann es el único que permanece internado, «en shock aunque sin riesgo de vida», informaron fuentes policiales a la agencia Télam.

Vecinos de Gobernador Gregores, Puerto San Julián y Comandante Luis Piedra Buena se convocaron a través de las redes sociales para colaborar durante la madrugada en la búsqueda que estuvo a cargo de divisiones de policía y bomberos locales y provinciales, junto a la Gendarmería Nacional.

Las condolencias por la tragedia de Gobernador Gregores. Foto Facebook.

El 9 de febrero pasado el buzo y bombero Barría había participado del operativo que culminó después de seis días con el hallazgo del cuerpo del adolescente Tomás Alegre (17) en el río Santa Cruz, en Comandante Luis Piedra Buena.

«Mucha suerte Javier Barría, orgulloso de vos y de todos los chicos que se capacitaron para poder ayudar de otra manera», había compartido el diputado Claudio Barría, durante la transmisión en vivo de esa búsqueda que realizó Tuhora Piedra Buena en la red social Facebook.

El lago Cardiel, con una longitud de 25 kilómetros, tiene una superficie de aproximadamente 400 kilómetros cuadrados y una profundidad media de 49 metros.

Fuente: agencias.

Un error del piloto del helicóptero provocó el accidente en el que fallecieron el astro de la NBA Kobe Bryant y su hija Gianna María, el 26 de enero de 2020 en California, Estados Unidos, según determinó un informe de la National Transportation Safety Board.

Según las pericias, el piloto Ara Zobayan no había sido autorizado a atravesar una tormenta, pero ignoró la orden y causó la tragedia al desplomarse el helicóptero en la localidad californiana de Calabasas, informó la agencia de noticias ANSA.

En el accidente murieron los otros siete ocupantes de la aeronave, entre ellos Alyssa Altobelli y Payton Chester, ambas de 13 años de edad y compañeras de Gianna María en el equipo de básquetbol de la Mamba Academy, creado por Kobe Bryant.

La muerte de Bryant, estrella de Los Angeles Lakers y de la NBA

de 41 años, y de Gianna María, de 13, generó conmoción no sólo en los Estados Unidos sino en todo el mundo.

La familia del astro, que quedó devastada frente a semejante tragedia, está integrada además por su esposa, Vanessa Laine, y otras tres hijas: Natalia, Bianca y Capri.

Un hombre invadió la pista cuando se estaba corriendo una carrera de caballos, se paró delante del malón y estuvo al borde de provocar una tragedia. Por milagro, y la pericia de algunos de los jockeys participantes, nadie salió lastimado, pero la policía neozelandesa de inmediato arrestó al intruso, como sucede en todos los espectáculos deportivos en el mundo por este tipo de situaciones.

«Dios es burrero», exclamó un joven paralizado por lo que estaba viendo desde la tribuna del hipódromo de Trentham, aferrado más que nunca con su mano derecha a la revista especializada y con la vista clavada en la pista principal, inusualmente por detrás de los animales. Los gritos tradicionales de aliento dieron paso de inmediato a alaridos y súplicas por lo que podía haber sido una masacre.

«Tuvo suerte de que no lo atropellara nadie», dijo la jockey Danielle Johnson. «La mayoría de nosotros no lo vimos hasta tenerlo encima», agregó. De hecho, fue en un abrir y cerrar de ojos cuando esa persona, posiblemente alterado en sus facultades mentales, corrió hacia la mitad de la pista, cuando el grupo de 18 caballos se aproximara a la meta.

El final fue con varios de los jinetes apelando a sus reflejos para eludirlo y otros, sorprendidos con la repentina aparición. El desenlace de la carrera quedó en segundo plano, mientras el personal de seguridad salía a buscar a ese hombre que, luego de que milagrosamente ninguno lo atropellara y no sucediera una caída múltiple, abrió sus brazos y volvió a la zona donde permanecía el público.

La definición fue por una cabeza, pero los que se agarraban esa parte del cuerpo mirando la pista ya no estaban al tanto de lo que ocurría con los punteros, sino con la increíble situación generada por quien irrumpió en la tranquilidad de la jornada a unos 150 metros para la meta, con los animales lanzados a más de 60 km/h.

Un 21 de enero de 1994 ocurría el día más triste de la historia de la ciudad de Puerto Madryn. Tras un foco de incendio a tres kilómetros del acceso sur de la ciudad, dos dotaciones de Bomberos Voluntarios acudieron para sofocar las llamas, el hecho terminó con la vida de 25 chicas y chicos. Este jueves en conmemoración de los 27 años de aquel fatídico suceso, se realizará un acto en memoria de quienes perdieron su vida ese día.

Se informó la realización de una ceremonia a partir de las 9 en l en la plaza San Martín, al pie del monumento a los bomberos. Allí se realizará una formación de honor y estarán presentes los padres y familiares de los bomberos, además de las autoridades de la asociación, así como el intendente Gustavo Sastre, legisladores y funcionarios enre otros.

El 21 de enero de 1994, el cuerpo de bomberos voluntarios de Puerto Madryn fue alertado de un incendio de campos a unos tres kilómetros del acceso sur al oeste de la ciudad.

Dos unidades de bomberos se dirigieron al lugar, pero entre ellos había 25 jóvenes inexpertos y pequeños que nunca debieron estar ahí. Su espíritu voluntario, llevó a estos bomberos de entre 11 y 23 años, a buscar sofocar el fuego; sin embargo ante un sorpresivo cambio de viento quedaron encerrados en una trampa mortal. Esto habría provocado pánico entre los jóvenes cadetes que intentaron huir, pero el fuego se los impidió.

Un avión de pasajeros con más de 50 personas a bordo desapareció este sábado poco después de que despegara de la capital de Indonesia, Yakarta.

Las autoridades locales confirmaron que perdieron el contacto con el Boeing 737 de la aerolínea indonesia Sriwijaya Air que se dirigía a Pontianak, la capital de la provincia de Borneo Occidental, en el oeste del país.

El sitio web de seguimiento de vuelos Flightradar24.com asegura que la aeronave había perdido más de 3.000 metros de altitud en menos de un minuto.

En la televisión y en las redes sociales comenzaron a circular lo que parecían ser restos de un avión en Indonesia.

Varios residentes de una isla cerca de donde desapareció la aeronave le dijeron al servicio indonesio de la BBC que habían encontrado objetos que parecían provenir del avión.

Por su parte, el Ministerio de Transporte de Indonesia informó que estaban realizando esfuerzos de búsqueda y de rescate.

Además, precisó que el último contacto con el avión se tuvo a las 2:40pm hora local (07:40am GMT).

En un comunicado, la aerolínea Sriwijaya Air indicó que aún se encuentra recopilando información sobre el vuelo antes de hacer alguna declaración.

Según los detalles de registro, el aparato es un Boeing 737-500 con unos 27 años de antigüedad.

El avión no es un 737 Max, el modelo de la compañía Boeing involucrado en dos accidentes en los últimos años.

El primero de ellos ocurrió en octubre de 2018 con una aeronave de Lion Air, otra aerolínea indonesia, que cayó en el mar y en el que 189 personas perdieron la vida.

El club Chapecoense informó que el presidente de la institución, Paulo Ricardo Magro, falleció este miércoles a los 58 años. Estaba internado desde el 18 de diciembre tras contraer COVID-19.

Chapecoense sufrió otro lamentable golpe tras padecer el deceso de su presidente Paulo Ricardo Magro, a los 58 años, a causa del coronavirus. El titular estaba internado desde el 18 de diciembre en la Unidad de Cuidados Intensivos (UCI) del Hospital Unimed, en Chapecó.

Magro asumió en su cargo en agosto de 2019, y según indicó Chapecoense en un comunicado, «fue en gran parte responsable de la reanudación del Chapecoense, tanto dentro como fuera del campo».

Ocurrió al sur de la provincia de Buenos Aires. Hay 5 fallecidos. Las víctimas comodorenses son una enfermera, su pareja y su bebé. En el otro vehículo circulaba una familia de Río Gallegos. Hay un sólo sobreviviente en grave estado.

Un trágico accidente tuvo lugar en la Ruta 3 entre las localidades de Stroeder y Villalonga, en la Provincia de Buenos Aires. Hay cinco muertos, una familia oriunda de Comodoro y una mujer de Río Gallegos. El conductor de uno de los vehículos -único sobreviviente- se encuentra en grave estado.

El accidente se produjo sobre las 17 hs. Según reseñan medios de la zona, el siniestro tuvo lugar a la altura del parque eólico de Villalonga, donde una camioneta Jeep Renegade y un Peugeot 208 chocaron de frente. Fuentes oficiales indicaron que el Peugeot se movía de norte-sur, mientras que la camioneta lo hacía en sentido inverso, apunta La Brújula 24.

En cada rodado viajaban seis personas, cinco de ellas perdieron la vida. Entre ellas, un menor de edad. El sobreviviente fue trasladado en grave estado a un centro asistencial de Carmen de Patagones.

Los ocupantes del vehículo menor, una enfermera de 27 años quien manejaba, su pareja de 32 y su hijo de 6 meses; todos oriundos de Comodoro Rivadavia, murieron en el acto.

En la Jeep Renegade viajaba una familia de Río Gallegos. El hombre que manejaba la camioneta, de 32 años, fue el único sobreviviente. En el vehículo se trasladaba también su madre, de 60 años, y una persona que aún no se logró identificar.

Las identidades de las víctimas permanecen en reserva hasta que se informe a sus familiares.

Sucedió en barrio Tiro federal de la ciudad de Trelew, en la tarde de éste lunes. El hombre se encuentra fuera de peligro

En la intersección de las calles Borges y Fritz Roy, pasadas las 16 horas, unos menores de edad jugando con un encendedor terminaron produciendo un incendio en el camión de su abuelo de 49 años, quién se encontraba en el interior de su vivienda y estaba a punto de salir de viaje con el rodado.

Las llamas se produjeron específicamente en la cabina del vehículo y el hombre cuando vio lo que había sucedido inmediatamente corrió a intentar sofocar el fuego, lo que le terminó provocando quemaduras en sus manos.

Gracias al rápido auxilio del vecindario, que se abocó a ayudar al hombre con baldes de agua, el incendio no pasó a mayores.

La víctima fue trasladada al nosocomio de la ciudad para que le realizaran las correspondientes curaciones y ya habría sido dado de alta.

Al menos desde el 5 de diciembre de 2017, el Gobierno que en ese entonces comandaba Mauricio Macri tenía información de donde estaba el ARA San Juan. Es decir 20 días después de su desaparición. La posición la habría revelado el buque chileno Cabo de Hornos. Así lo dijo ante la Cámara Federal de Apelaciones de Comodoro Rivadavia el contralmirante retirado Luis Enrique López Mazzeo, ex comandante de Adiestramiento y Alistamiento de la Armada y uno de los imputados en la causa por el hundimiento del navío.

La revelación generó indignación entre los familiares de los 44 tripulantes fallecidos y los abogados querellantes que los representan, entre ellos Fernando Burlando y Valeria Carreras.

El ex oficial declaró ante el tribunal superior integrado por los jueces Javier Leal de Ibarra (presidente), Aldo Suárez y Hebe Corchuelo de Huberman para defenderse del procesamiento que el 31 de enero pasado le dictó la jueza federal de Caleta Olivia, Marta Yánez, por no haberse asesorado debidamente ni ocuparse personalmente de verificar el estado de la nave en forma previa a la realización de un ejercicio naval combinado de gran envergadura.

Las palabras exactas de López Mazzeo ante los magistrados fueron las siguientes: “Cuando usted vea toda la documentación, se va a dar cuenta de que nosotros, cuando tuve que firmar el mensaje más doloroso en toda mi carrera que fue el cierre del caso SAR (por la búsqueda y rescate) teníamos detectada la posición del submarino y por eso habíamos coordinado con la Marina Británica el 5 de diciembre (de 2017) el pedido de un vehículo autónomo, porque sabíamos que podía estar únicamente en dos cañadones, que era lo que no podíamos verificar con todos los medios internacionales requeridos”.

Es la primera vez que se reconoce públicamente que el “contacto” que a través del sonar (sonido, no imágenes) realizado por el buque chileno pertenecían al ARA San Juan.

Las razones son varias: en primer lugar porque el capitán Enrique Balbi, por entonces vocero de la Armada, descartó esa posibilidad.

Ese mismo 5 de diciembre, al que hizo referencia López Mazzeo, la cara visible de la Marina dijo en conferencia de prensa: “No hay mayores novedades”, respecto de la búsqueda del submarino. Y agregó: “En estos momentos se encuentra inspeccionando ese objeto o alteración de fondo, que puede ser metálico o no metálico, que detectó hace unos días el buque oceanográfico Cabo de Hornos de la Armada de Chile y que se encuentra a 940 metros”.

Balbi también explicó que el objeto tenía solo 30 metros de largo y que el ARA San Juan tenía una dimensión mayor.

Sin embargo, cuando un año después el buque noruego Seabed Constructor, operado por la empresa norteamericana Ocean Infinity, lo halló en una zona muy próxima a la señalada por el buque chileno, por efecto de la presión, el submarino tenía esa dimensión, 33 metros.

El segundo punto que llama a la indignación es porque, dada la profundidad en la que se encontraba, la zona debía ser explorada por un vehículo submarino autónomo. La armada británica, que formó parte de la búsqueda y rescate con el imponente rompe hielo HMS Protector, se ofreció a realizar la tarea. Sin embargo, la Armada Argentina, en ese momento a cargo del almirante Marcelo Srur, nunca autorizó esa búsqueda.

En este punto, existe una controversia que por ahora no fue saldada. López Mazzeo sostiene que Srur, su jefe directo, nunca le dio la autorización para que los ingleses realicen la tarea que podría haber terminado con el hallazgo de los restos del submarino a 20 días de su desaparición. Lo sostuvo en su declaración indagatoria.

El ex jefe de la Marina, en cambio, dice que al enterarse del hallazgo del Cabo de Hornos, y la recomendación realizada por la propia armada de los Estados Unidos para que se explore esos cañadones, asegura que ese 5 de diciembre, efectivamente se le solicitó la utilización del ROV. Que por esa razón informó al Ministerio de Defensa, que estaba a cargo de Oscar Aguad, a través del entonces secretario de Estrategia y Asuntos Militares, Horacio Aldo Chighizola.

El funcionario le habría dicho que tenía que solicitar autorización a Cancillería, por tratarse de Gran Bretaña, la potencia con la cual Argentina mantiene su disputa internacional por la soberanía de las Islas Malvinas.

Siempre según relatan en el entorno de Srur (que hasta ahora no está imputado en la causa), Chighizola obtuvo la autorización política para que la Marina Británica inicie la exploración en el área señalada por el buque Cabo de Hornos. En este punto, fuentes vinculadas a Srur le dijeron a Infobae que el ex jefe de la Armada de manera telefónica le dio el aval a López Mazzeo, pero que sin embargo este “por razones que deberá explicar no intensificó la búsqueda en ese lugar”.

“En caso de confirmarse lo que dijo López Mazzeo ante el tribunal estamos frente a un escandalo sin precedentes”, le dice a este medio la abogada Valeria Carreras, quien junto a Fernando Burlando integran la querella mayoritaria y que han impulsado, incluso, las imputaciones en la causa del ex presidente Macri, el ex ministro de Defensa, Aguad, y del ex jefe de la Armada, Srur.
La solicitud contó con el acompañamiento del fiscal de Cámara y ahora será el tribunal quien deberá decidir si acepta o no las nuevas imputaciones solicitadas.

Carreras recordó también que durante su declaración indagatoria, realizada el 25 de noviembre de 2019 ante la jueza Yáñez, López Mazzeo dijo: “Nunca presencié mayor ignominia hacia la Armada, que la actitud cobarde y mentirosa de quien fuera su Jefe en aquellos momentos, así como la de algunos pocos que lo secundaron y de quienes -movidos por intereses personales- causaron la demora en el hallazgo del naufragio, ignorando y desprestigiando el trabajo profesional al que afanosamente se entregó el personal naval durante la búsqueda de sus camaradas naufragados. Se extendió en forma inaudita la agonía de los familiares y seres queridos, integrantes de la familia naval, a la que pertenezco junto con mi propia familia, al negarles, durante todo el tiempo en que veladamente se discontinuó con la búsqueda del ARA San Juan, el derecho a un duelo de sus seres queridos, muertos en acto de servicio”.

“Legalmente la declaración de López Mazzeo obliga a realizar una causa aparte, por el ocultamiento y la complicidad que venimos denunciando siempre, pero desdobla la causa en dos porque no hay que olvidar que se debe determinar quienes son los responsables de las 44 muertes”, afirma la querellante y precisa: “En ese segundo expediente deberá investigase a los responsables de semejante ocultamiento, de las contrataciones a empresas de búsqueda, del beneficio que trajo la saga de cargos, gastos, y movidas para seguir tapando la verdad. Especialmente habrá que analizar, quienes estaban en conocimiento de la ubicación de los restos del submarino”.

El procesamiento fue el 31 de enero de este año y se completa con el capitán de navío Claudio Villamide, ex comandante de la fuerza de submarinos; el contraalmirante Luis Malchiodi, ex jefe de mantenimiento y arsenales; el capitán de navío Héctor Alonso, ex jefe del Estado Mayor del Comando de la Fuerza de Submarinos; el capitán de fragata Hugo Miguel Correa, ex jefe de departamento de operaciones de la Fuerza de Submarinos; y el capitán de corbeta Jorge Andrés Sulia, ex jefe del departamento logística de la fuerza submarina. Se los acusa de “estrago culposo agravado, incumplimiento de los deberes de funcionario público y omisión de oficio”.
El posible hallazgo del ARA San Juan los primeros días de diciembre de 2017 se vio reflejado en la prensa y en la propia armada trasandina que reprodujo las declaraciones del Capitán de Navío César Miranda, comandante del buque Cabo de Hornos, quien señaló: “En el marco de las incesantes labores y de los múltiples contactos establecidos, realizamos un hallazgo de un objeto a 940 metros de profundidad a través de los ecos del buque. Aún resta que la Armada Argentina, con apoyo del buque ruso Yantar y un robot submarino, precise la naturaleza del objeto detectado, pero de todas formas estamos orgullosos del largo y sacrificado trabajo efectuado para apoyar a un país amigo”.
El Yantar efectivamente exploró la zona. La Marina Rusa nunca comunicó los resultados en la amplia zona que barrió. Por su parte, la Armada Argentina aseguró que ninguno de los “contactos” detectados por el Yantar o el Cabo de Hornos eran del ARA San Juan. Sin embargo, las palabras de López Mazzeo ponen en duda esas afirmaciones y aviva las especulaciones que detrás de la posterior búsqueda del submarino, existió un posible negocio económico.
De hecho, el anuncio del hallazgo del ARA San Juan, el 17 de noviembre de 2018, despertó en su momento suspicacias, sobre todo porque el buque Seabed Constructor dejó para su último día de rastrillaje la zona que había señalado un año antes el buque Cabo de Hornos y que las Armadas de Reino Unido y los Estados Unidos habían aconsejado explorar en profundidad.
“Si la Armada lo sabía, si Aguad lo sabía, si Macri lo sabía, ¿por qué fingir la búsqueda y contratarla?», se pregunta ante este medio Burlando, e intenta aproximar una posible respuesta: “Mentiras, traición, corrupción, espionaje, pérdida de vidas, de esperanzas, y mucho más, en eso se transformó la causa por el hundimiento del ARA San Juan. Lamentablemente es una investigación inconexa y una trama que ni en ficción se puede reproducir. El gran final de toda esta insensatez es el último dato de que ‘aparentemente’ se conocía la ubicación del submarino. Es una gran locura, una gran traición que solo puede justificarse en las almas negras de la corrupción o del afano ¿Cómo se le puede mentir a una madre, a una esposa a una mujer en una situación así?”.
La querella representaba por Burlando y Carreras le adelantó a Infobae que impulsarán a la Justicia para que, a través de distintas medidas de prueba, los dichos de López Mazzeo, uno de los seis imputados en el expediente, sean ratificados y desmentidos.
Fuente:NA

El Fondo Monetario Internacional (FMI) aplaudió este martes las medidas de política económica expansiva tomadas por algunos países de Latinoamérica para amortiguar los efectos que la pandemia del coronavirus ha tenido a nivel económico.

«Ha sido una tragedia para América Latina. (…) Pero las reacciones con políticas económicas más agresivas, como Brasil, han mejorado algunas economías», señaló en entrevista con Efe Gian Maria Milesi-Ferretti, director adjunto del Departamento de Investigación del organismo.