Tag

Deuda

Browsing

A fines de 2021 Mariano Arcioni transitaba uno de los peores momentos al frente del Ejecutivo provincial y su gobierno tambaleaba. La oleada de manifestaciones que recorrió a Chubut contra la zonificación minera lo puso al borde de la renuncia y de una salida en helicóptero de la humeante Casa de Gobierno. Después de atravesar el estallido antiminero y encaminar a medias la conflictividad salarial con los estatales, la gestión arcionista mejoró su imagen en 2022 y, con la ayuda de Sergio Massa y el Gobierno nacional, no sólo consiguió sobrevivir sino que además se ubicó casi milagrosamente entre los políticos que discuten en la mesa chica del peronismo chubutense.

Ahora su desafío será enfrentar el año electoral y mantener el barco a flote en una provincia que perderá el 30% de sus regalías para pagar la deuda en dólares y verá como se achican los ingresos, producto del ajuste massista, si la inflación no retrocede. También afronta la posibilidad de que una alianza entre Luque y Sastre acentúa su orfandad política en la provincia y si carencia de estructura propia

Año caliente y electoral

2023 será un año de grandes desafíos para la gestión de Arcioni, no sólo porque es un año electoral, en el que debe definir si anticipa el llamado a las urnas e intenta conformar una fuerza electoral competitiva dentro o fuera del peronismo; sino porque económicamente será un año altamente complicado y deberá sobrevivir para no pagar los costos antes de traspasarle el mandato a un aliado o a un opositor que deberá lidiar con un endeudamiento enorme.

Los vencimientos de la deuda en dólares que consumirán este año el 30% de las regalías que cobrará la provincia no es constituyen el único problema a transitar en este 2023. Se sumarán las dificultades que ya se evidenciaron en el final del 2022 con los ingresos por Coparticipación Federal de Impuestos y los de recaudación propia, que crecieron a ritmos menores que la inflación.

Los años electorales suelen provocar alta conflictividad, tanto en el terreno estatal como en el privado. A este último se le suman las dificultades que se están generando en el ámbito petrolero como consecuencia de la emigración de inversiones de las operadoras hacia Vaca Muerta y la consiguiente merma de producción petrolera que golpea los ingresos de la provincia.

El efecto del estancamiento con elementos de retroceso en el petróleo no solamente repercute en los yacimientos y los puestos de trabajo del sector, sino que se expande a las Pymes y un montón de otras actividades conexas y comerciales de la provincia, especialmente en la zona sur.

El panorama para 2023 no parece tan complejo a primera vista, pero cuando se escarba más a fondo se observa que todo parece estar atado con alambres, con una fragilidad extrema.

Cualquier sacudón más o menos fuerte en la economía o en el sector productivo puede hacer desmoronar un castillo de naipes que se fue edificando a lo largo de todo 2022, dejando el espejismo de una provincia que se encuentra saludable y en buenas condiciones para afrontar lo que se viene.

2022 cerró con señales preocupantes

El año que pasó fue uno de los mejores en cuanto a ingresos para la provincia de Chubut. La mayoría de los tres principales rubros de recaudación que tiene el Estado provincial cerraron con porcentajes muy superiores a los de 2021, dejando completamente atrás la debacle de 2020 y de 2021, impactados por la pandemia.

Más allá del silencio informativo que sigue manteniendo el Gobierno provincial desde hace un año al no publicar los datos de las cuentas públicas y entorpeciendo el análisis mensual, lo cierto es que en 2022 casi todos los rubros de ingresos se movieron más o menos al ritmo de la inflación. Sin embargo, cuando la suba de precios se disparó en la segunda mitad del año comenzaron a verse desajustes significativos que encienden las alarmas para 2023.

Los datos que se van recopilando muestran que el año pasado el mejor resultado frente a la inflación lo tuvieron los ingresos de recaudación propia (Ingresos Brutos, Sellos, Regalías Hídricas, Inmobiliario Rural, Canon Pesquero y otras tasas), que especialmente en el segundo semestre se mantuvieron por encima de la inflación.

La proyección incluye el supuesto de que los ingresos aumentaron más que la inflación, que aún tampoco se conoce, y treparon 7%, superando a la suba de precios que rondaría entre el 4 y 6%. Si eso se confirma, los ingresos quedarían apenas el 1,2% por arriba de una inflación interanual que sería aproximadamente del 94%.

En lo que respecta la Coparticipación Federal de Impuestos el panorama fue bastante más oscilante ya que 2022 arrancó equilibrado con la inflación y tuvo una disparada muy favorable entre mayo y julio con aumentos por encima del 20% sobre la inflación; pero en la segunda mitad del año tuvo variaciones bruscas, en su mayoría favorables.

El dato más preocupante fue que a lo largo de todo el año pasado la Coparticipación interanual quedó cerca de 12 puntos por debajo de la inflación y marcó una tendencia decreciente en diciembre.

Si se consolida el ajuste del ministro de Economía Sergio Massa habrá que esperar que 2023 sea desfavorable para la provincia, mucho más si se avanza con el esquema de reparto que reclama la Ciudad Autónoma de Buenos Aires.

El problema de las regalías petroleras

La situación productiva del petróleo en Chubut fue negativa en 2022 y se dejaron de producir entre enero y noviembre casi 410 mil barriles de crudo Escalante respecto de los que habían sido extraídos en 2021. El año habría cerrado con cerca de 500 mil barriles menos producidos.

Las operadoras a pesar del enorme beneficio que les significó la suba del precio del barril, que en el caso del Escalante promedió los 76 dólares y llegó a cotizar en 84,5 dólares para superar el récord de diciembre de 2011, no produjeron más cantidad de crudo en Chubut.

La merma productiva seguramente se consolidará cuando la Secretaría de Energía de Nación revele el dato de la producción de diciembre.

Esta nota fue publicada por este medio en el año 2015  y està màs vigente que nunca.

Nota de 2015: Miguel Castro dejó endeudada en dólares a Cholila hasta el año 2027 (cholilaonline.ar)

En el 2023 vamos actualizar los datos porque por los intereses la Municipalidad de Cholila estarìa màs comprometida mientras Miguel Castro disfruta de su nueva mansiòn en El Bolsòn donde se fue a vivir y estos dìas disfruta de vacaciones junto a su hermano llegado del Misiones mientras la provincia es un polvorìn de inseguridad.

Mientras que en muchos lugares se habla de la década ganada, acá en Cholila tenemos que hablar de tres décadas perdidas por la gestión de Miguel Castro 2003-2015 y desde 2008-2027 en la que dejó endeudado a todo un Pueblo. Hasta 2027 los pobladores de Cholila deberán pagarle en dólares al norteamericano Stephen Robinson Bussey por los negocios de este político.

Si de negocios de tierras se habla, este caso será recordado por muchos como uno de los casos más emblemáticos y escandalosos junto a los casos de Mario Das Neves con la entrega de tierras fiscales con bosques nativos en su gestión de Gobernador y Miguel Castro Intendente.

Miguel Castro es conocido en Cholila por el abuso de autoridad que siempre ejecutó contra los pobladores, y los bienes del Estado, en esta ocasión se lo recordará por muchos años ya que dejó endeudada en dólares a la Municipalidad de Cholila hasta el año 2027, pagando el 8% de interés anual aplicado el sistema francés en cuanto a la amortización de las cuotas

castro deuda cholila

castro deuda cholila

castro deuda cholila

Detalle de la deuda que debe pagar la Municipalidad de Cholila hasta el año 2027, pagando el 8% de interés anual y el sistema francés en cuanto a la amortización de las cuotas.castro deuda cholila

castro deuda cholila

castro deuda cholila

castrp deuda cholila

castro deuda cholila

 

El supuesto negocio o Curro Verde como es conocido el manejo irregular o ilegal de tierras, tiene una etapa oscura con el negocio entre Miguel Castro y el norteamericano Stephen Robinson Bussey, el extranjero que dijo alguna vez cuando Daniel Malnatti del programa “La Liga” le preguntó si era testaferro de Das Neves respondió más o menos así: “En todo caso Das Neves es mi testaferro”.

Das Neves y Miguel Castro para Estephen Bussey pueden ser sus testaferros porque el es multimillonario
Lo cierto es que el Municipio de Cholila compró las mejoras dentro de las tierras que el mismo Miguel Castro le otorgó a Stephen Robinson Bussey, unas 48 hectáreas aproximadamente a 1.100 pesos la hectárea, y Bussey le vendió al Municipio un galpón precario en unos 200.000 dólares a pagar en 240 cuotas a 20 años.

O sea, este Norteamericano en Cholila Chubut Patagonia Argentina, cumplió el “Sueño Americano” gracias a Miguel Castro, que le vendió 48 hectáreas de Bosques Nativos a orillas del Lago Lezana, más barato de lo que él mismo como Intendente en representación del Municipio le compró un viejo galpón. La ecuación es simple una hectárea de bosque nativo 1.100 pesos la hectárea un viejo galpón con ratas 200.000 dólares, así administró Miguel Castro los bienes del estado en Cholila.

 Bosques Nativos vendidos por Miguel Castro a Stephen Bussey a 1.100 pesos la hectarea

 En el inicio del video el galpón que le compro Castro al Norteamericano que deberá pagarse hasta el 2027.

De esta manera salió más caro el galpón en donde hoy abundan las ratas que todas las hectáreas de Bosques Nativos que Miguel Castro le otorgara a este empresario conocido en EE.UU por las hipotecas con las que las corporaciones dejaron sin vivienda a millones de norteamericanos y se hicieron multimillonarios con el esfuerzo de la gente y un sistema capitalista neoliberal que cedió en nombre de los Estados Unidos de Norteamérica ante las corporaciones económicas mundiales haciéndose cargo de su “timba financiera” fundiendo los bancos.

Esta misma persona que se quedó con las hipotecas de los habitantes de EE.UU, en Argentina, más precisamente en Cholila, Chubut, se quedó con los recursos naturales de todos los argentinos nuestros bosques nativos a orillas del Lago Lezana, a tan sólo a 1.100 pesos la hectárea, vendiéndole luego un viejo galpón al Municipio de Cholila por unos 200.000 Dólares, unos 2.000.000 millones de pesos aproximadamente según el valor del dólar al día de hoy.

Stephen Bussey hipotecas a 25 centavos dólar

Butch Cassidy y su transformación a político vendedor de tierras fiscales con bosque nativo

Stephen Bussey también quiso construir una represa que trajo consecuencias inundando los valles de pastoreo de los Pobladores y el bosque nativo, gracias a la lucha del Pueblo se evitó que este proyecto continuara adelante generando un gran daño ambiental pero no que sigan negociando tierras.

 Represa que construyo Bussey en las tierras que le vendio Miguel Castro en el Lago Lezana

Es inevitable, no escuchar o leer la palabra tierras, bosques nativos, dólares, campos, asesinatos, Miguel Castro, Mario Das Neves cuando hablamos de “Curro Verde”, lo cierto es que es tarde para los Chubutenses recuperar los bosques nativos que entregó ilegalmente Das Neves violando el artículo 105° de la Constitución Provincial y la liga de intendentes “Dasnevistas” en la Cordillera a la cabeza Miguel Castro, pero nunca es tarde para escribir la historia y saber a quién se debe votar en las próximas elecciones, además de hacerle saber al “Magnetto de Chubut” de los grupos económicos deben elegir mejor a quienes los van a representar en el Gobierno, para que el Estado no se convierta en una empresa y esté al servicio del Pueblo no de las corporaciones.

castro deuda cholila

 Final para la reflexión

Notas relacionadas:

La Fiscal Barrionuevo se negó a allanar la mansión de Miguel Castro (cholilaonline.ar)

Conocé “Castroland”, la mansión del ministro Miguel Castro, el lugar donde habrían ido a parar nuestros impuestos

Luego de la denuncia de abandono de persona atendieron a Antilef

El Ministro de Seguridad de Chubut vive en la provincia de Rio Negro

Curro Verde: Los cuatro campos que recibió el cuñado de Becerra al mes de las desapariciones de Cristian y Genaro Calfullanca

Urgente: Solicitan allanamiento a la Mansión del Ministro de Seguridad Miguel Castro

Denuncian a la Fiscal Débora Barrionuevo por atentar contra la Libertad de Prensa y Expresión

Denuncian a la Directora del Hospital de Cholila por accionar mafioso

Denuncian a la Directora del Hospital de Cholila por abandonar a una persona que le queda una semana de vida

El helicóptero que mando Castro para el hermano de la Directora del Hospital de Cholila

Enojo por parte de ciudadanos de Cholila con el hospital zonal por pésima atención

Miguel Castro perdió por paliza las elecciones a Juez de Paz de Cholila

Padre busca ayuda por su hijo adicto y denuncia que los centros de rehabilitación dejan “las puertas abiertas”

Denuncian penalmente a funcionaria de Miguel Castro por maltratos, amenazas y violencia laboral contra una empleada embarazada

En solo 6 meses de gestión, Miguel Castro destrozó dos vehículos oficiales

¿Se acuerdan cuando Miguel Castro chocó un auto oficial en el que iría el Cura Segundo?

Califican a Miguel Castro de “mentiroso, caradura, personaje de la vieja política”

Dirigentes de la cordillera se despegan de Castro

En 2 días, la Legislatura aprobó la derogación del Fondo Ambiental Pesquero (FAP) y la condonación de deuda. En detalle, se quitan los intereses y sobre el total, se descuenta el 50%. Cada Municipio portuario debe adherir y hasta tanto, puede reclamar el pago total de lo adeudado.

Finalmente, este jueves la Legislatura derogó el Fondo Ambiental Pesquero (FAP) y aprobó la condonación de la deuda. El proyecto enviado por el Ejecutivo ingresó el martes, fue tratado el miércoles en Comisión y finalmente mediante un 3er dictamen fue aprobado el jueves.

De esta forma, la Cámara de Diputados aprobó con 16 votos a favor, 1 en contra y 8 abstenciones la derogación del canon y la condonación de una buena parte de la deuda contraída por el no pago del impuesto.

Al proyecto original, se agregaron 6 artículos, estableciendo la forma en la que serán distribuidos los ingresos por la suma adeudada por las empresas y además se estableció que los ingresos de los trabajadores no se verán afectados.

Sobre lo adeudado, al total se condonan los intereses generados y el 50% de la deuda determinada comprensiva al capital. El resultante, deberá ser pagado un 40% durante septiembre y el resto en 5 cuotas desde noviembre de 2022 y marzo de 2023.

Además, cada firma deudora deberá acordar de manera individual con el Gobierno provincial el acceso al esquema de pagos, desistiendo para ello de cualquier acción judicial iniciada o a futuro.

En cuanto a lo que se recaude, el 50% irá a Provincia y el restante 50% se distribuirá entre los Municipios de Puerto Madryn, Rawson y Camarones de acuerdo a la cantidad de cajones descargados en cada uno de los puertos.

Del 50% que le corresponderá a Provincial, el 10% se destinará al Ministerio de Ambiente y el 20% a la Secretaría de Pesca.

Asimismo, se determinó que cada Municipalidad con puerto deberá adherir a la nueva Ley y hasta que no lo hagan, pueden reclamar el pago total del impuesto adeudado y sus intereses. Dicha adhesión deberá ser dentro de los 30 días hábiles tras la promulgación.

Luego que la Cámara de Apelaciones de Comodoro Rivadavia diera lugar al recurso de una firma del sector eólico para no abonar la tasa conocida como “Impuesto al viento”, el intendente de Puerto Madryn, Gustavo Sastre, advirtió que “deberán pagarla”.

“Se trata de un fallo parcial sobre una parte de la tasa que dispuso el Municipio, no ese denominado impuesto al viento que quisieron vender en los medios nacionales”.

En diálogo con Radio Chubut, Sastre señaló que dicha denominación fue parte de la estrategia de las empresas vinculadas al sector eólico y que “la tasa se le cobra como a cualquier comerciante de barrio”.

“Aquellas empresas dentro del ejido de Madryn y que el municipio verifica lo van a tener que pagar, más allá de los vericuetos en la Justicia para evadir esta tasa municipal”, ratificó el intendente.

En ese marco, Sastre remarcó que, al no haber tributado la tasa desde la puesta en vigencia del cobro, las compañías estarían generando una abultada deuda.

Expresó que “lo único que van a hacer es acumular deuda. No lo están pagando, pese a que algunas empresas se pusieron en contacto para poder pagarlo y otras han elegido la vía legal y tienen todo su derecho”.

Los endeudamientos acumulados por la actual gestión de gobierno de Chubut siguen generando una pesada carga para las cuentas de la provincia. Solamente a lo largo de este mes de abril se deberán enfrentar cinco vencimientos millonarios, y ese impacto se traduce en menores fondos disponibles para el pago de salarios y gastos mensuales del Estado.

En abril Chubut deberá cancelar cinco pagos de deuda -tomada en pesos y en dólares- que le insumirán sumas millonarias con las que no podrá contar el Estado provincial para afrontar sus gastos del mes.

Para afrontar los tres de los vencimientos que comenzaron a partir del 15 de febrero el gobierno provincial deberá desembolsar 642 millones de pesos para cancelar emisiones en pesos colocadas en el mercado financiero. Además, se sumarán los intereses que rondarán entre 42 y 50% (La tasa BADLAR del 42% en la actualidad; aunque algunos títulos tendrán un 8% adicional) que representarán cerca de 300 millones de pesos extra. Dichas cancelaciones rondarán los 910 millones de pesos.

También se sumarán los vencimientos del primer servicio de renta de la Letra del Tesoro Serie 80, que cuenta con la tasa más elevada de las últimas emisiones (BADLAR + 8%).

También tendrá que enfrentar el costosísimo nuevo pago por el BOCADE/PUL 26 -bono de 650 millones de dólares emitido por Mario Das Neves y renegociado por la actual administración- por el que se abonará el vigésimo tercer vencimiento del capital y la séptima de los intereses (7,75% en dólares).

Abril, otro mes cruel

Desde el 15 de abril y hasta finales de mes Chubut deberá desembolsar más de 1.000 millones de pesos por los títulos emitidos en moneda nacional; a los que se agregarán otros 20 millones de dólares por la cuota de capital y de intereses del BOCADE; que representarán cerca de 2.200 millones de pesos en función del actual tipo de cambio oficial.

En la suma total, Chubut terminará abonando solamente en abril una suma que rondará los 3.200 millones de pesos para cancelar vencimientos de deuda emitida o renegociada en la actual gestión de gobierno.

Letras del Tesoro Serie 80 a 365 días (BUD22)

Emisión: 15/12/2021

V.N emisión: $ 1.750.000.000,00

Vencimiento título: 15/12/2022

Intereses: Tasa BADLAR + 8% N.A, pagaderos en 5 cuotas bimestrales.

Amortización: 3 pagos bimestrales, iniciando el 15/08/2022.

Próximo pago: 1º servicio de renta. 15/04/2022

Letras del Tesoro Serie 83, Clase 1 a 37 días (BU4A2)

Emisión: 16/03/2022

V.N emisión: $ 225.000.000,00

Vencimiento título: 22/04/2022

Intereses: Tasa Dual. Pago al vencimiento

Amortización: Cuota única al vencimiento

Próximo pago: 1º servicio de renta y 1º de amortización. 22/04/2022

Letras del Tesoro Serie 78 – Clase 2 a 182 días (BUA22)

Emisión: 21/10/2021

V.N emisión: $ 390.000.000,00

Vencimiento título: 22/04/2022

Intereses: Tasa Dual. Pago al vencimiento.

Amortización: Cuota única al vencimiento

Próximo pago: 1º servicio de renta y 1º de amortización. 22/04/2022

Letras del Tesoro Serie 81 – Clase 2 a 128 días (BU2A2)

Emisión: 15/12/2021

V.N emisión: $ 27.010.000,00

Vencimiento título: 22/04/2022

Intereses: Tasa Dual. Pago al vencimiento.

Amortización: Cuota única al vencimiento

Próximo pago: 1º servicio de renta y 1º de amortización. 22/04/2022

Títulos de Deuda step up – Reestructurados (PUL26)

Emisión: 26/07/2016 – Reestructurado en diciembre 2020

V.N emisión: USD 650.000.000,00

Vencimiento título: 26/07/2030

Intereses: step up – 7,24% del 26/10/2020 al 26/10/2021; 7,75% del 27/10/2021 al vencimiento. Pagos trimestrales

Amortización: 40 cuotas trimestrales iguales

Último pago: 22º servicio de renta y 6º de amortización. 26/01/2022

Total abonado: USD 21.729.635,00.

Próximo pago: 23º servicio de renta y 7º de amortización. 26/04/2022

La voluminosa deuda acumulada sigue siendo uno de principales focos críticos en la complicada situación económica-financiera de Chubut. Durante el tercer trimestre del año pasado el endeudamiento provincial ascendió a más de 98 mil millones de pesos; del cual 73% estaba colocado en dólares. Ese enorme monto de endeudamiento es el más alto de la historia de la provincia. Además, si se considera la deuda flotante -que incluye atrasos con empleados públicos y proveedores- la cifra llegaría a $120 mil millones.

A pesar de la falta de información oficial del gobierno chubutense, los datos de la Dirección Nacional de Asuntos Provinciales -que depende del Ministerio de Economía de Nación- revelaron que en el tercer trimestre de 2021 la deuda de Chubut ascendió a más de 98 mil millones de pesos. Si se considera la deuda flotante, la cifra ascendería a los 120 mil millones.

Ese enorme volumen de endeudamiento provincial es el más elevado en la historia de Chubut y superó inclusive al récord que se había alcanzado en el cuarto trimestre de 2020.

La deuda de Chubut ascendió, al finalizar el tercer trimestre del 2021, los 98.605 millones de pesos. Allí se conjuga mayoritariamente el endeudamiento en pesos con el Estado nacional, la tomada con el Fondo Fiduciario para el Desarrollo Provincial y la colocada minoritariamente en el mercado financiero privado. También toma especial relevancia la deuda en dólares que emitió la provincia, que representa el 72,7% del total.

Esos tres tercios de la deuda colocada en moneda extranjera son los que van creciendo al mismo ritmo en que se viene devaluando el peso, lo que provoca que el volumen acumulado se dispare en perjuicio de las arcas chubutenses.

Entre el segundo y tercer trimestre del año pasado la deuda chubutense aumentó en 8.500 millones de pesos, afectada por la depreciación del peso y el aumento del dólar que impacta en una importante porción del endeudamiento provincial.

El pico de endeudamiento

Los $98.605 millones de pesos en deuda, sin considerar el endeudamiento flotante, fue contabilizada hasta septiembre del 2021 y representa el mayor nivel de los últimos años. Anteriormente, el punto más elevado se había alcanzado en el primer trimestre del año pasado con $92.866 millones.

Hasta septiembre pasado la deuda emitida en dólares representaba 67.685 millones de pesos en bonos con vencimientos en billete estadounidense y otros 3.963 millones de pesos de deuda colocada en moneda extranjera con organismos internacionales.

De manera directa con el Gobierno nacional la deuda ascendió a los 1.942 millones de pesos; pero con el Fondo Fiduciario para el Desarrollo Provincial (FFDP) el endeudamiento se había disparado a $21.514 millones.

Según las normativas de origen, el FFDP fue creado en 1995 -tras el proceso de privatización nacional- con «el objetivo de prestar apoyo a las reformas del sector público provincial argentino y de promover el desarrollo económico de las provincias».

Para Chubut se ha convertido en la segunda fuente de financiamiento detrás de la emisión de deuda en dólares.

La deuda flotante

A los más de 98 mil millones de pesos de deuda provincial se le deben acoplar alrededor de 20 mil millones de deuda flotante, que incluye atrasos con empleados públicos y proveedores.

Este dato no pudo ser constatado con fuentes directas de Rawson porque el Gobierno provincial sigue sin reestablecer el servicio de información pública en las páginas oficiales, que se interrumpió luego de los incendios producidos en diciembre durante las manifestaciones que derrumbaron la ley de zonificación minera.

A pesar de no poder obtenerse el monto preciso, los 20 mil millones estimados son menores a los que se contabilizaban en los trimestres anteriores; ya que hasta junio había sido de 21.154 millones de pesos y hasta marzo de 23.598 millones.

Una porción importante de esa deuda flotante estaba compuesta por el atraso en los pagos de los salarios y la cláusula gatillo que el gobierno había firmado con los trabajadores estatales -10.907 millones de pesos-; mientras que el resto correspondía a los recursos tomados del Fondo Unificado de Cuentas Oficiales (FUCO) -8.594 millones de pesos-.

Los fondos del FUCO supuestamente son «inamovibles» -salvo autorización del Banco Central- porque funcionan como «garantía» de los descubiertos que tienen las cuentas públicas de Chubut.

Es posible que en el último trimestre de 2021 la deuda flotante haya descendido como producto de la cancelación de buena parte del atraso salarial que el Estado provincial mantenía con los empleados públicos y que fue achicando en el final del año. Sin embargo, hasta el momento no existe información oficial que lo certifique.

El pasado 18 de noviembre, cuatro días después de las elecciones legislativas en las que el oficialismo quedó en el cuarto lugar, la gestión de Mariano Arcioni endeudó a Chubut en otros 12.316 millones de pesos. Otra vez volvió a tomar deuda en dólares por 111 millones y además sumó tres nuevos préstamos en pesos por 1.132 millones. Este nuevo endeudamiento en dólares explotará con sus vencimientos apenas se inicie la próxima gestión provincial.

El endeudamiento parece ser la única opción válida para la actual gestión provincial y por eso nuevamente emitió deuda en pesos y en dólares, la que en su gran mayoría sería destinada a pagar otras cancelaciones anteriores.

Con la autorización de las Resoluciones 321 y 341 del Ministerio de Economía que con conduce Oscar Antonena, Chubut colocó en el mercado financiero deuda por 111.398.874 dólares y se hizo de fondos frescos para su gestión por 11.184 millones de pesos al tipo de cambio oficial.

El título emitido ayer 18 de noviembre lleva el nombre de TIDECH 2021 y será pagadero por los próximos casi seis años.

Los intereses serán trimestrales y comenzarán a vencer a partir de febrero del año que viene y se extenderán hasta la cancelación del bono que se producirá en noviembre de 2027. El TIDECH fue acordado con una altísima tasa de interés en dólares que asciende al 7,5% -el doble de tasa que en los bonos anteriores- y los pagos han sido garantizados exclusivamente con los ingresos por Coparticipación Federal de Impuestos.

El capital se abonará en cuotas trimestrales hasta noviembre de 2027, pero la curiosidad es que la primera cuota se abonará después del mes número 27 y eso significa que el primer vencimiento de la amortización recaerá sobre el inicio de la próxima gestión de gobierno.

Esto significa que por el capital la actual gestión no pagará un solo dólar y sólo se ira haciendo cargo de los pagos de los intereses que también serán trimestrales, mientras que a partir de febrero de 2024 y cuando se cumpla el mes vigésimo séptimo mes de plazo de gracia el próximo gobierno deberá comenzar a pagar los vencimientos de la amortización y por casi cinco años hasta noviembre de 2027.

Cuando el nuevo gobernador cumpla los primeros tres meses en el cargo tendrá que afrontar la primera cancelación del TIDECH 2021 que demandará un pago de casi 7 millones de dólares pagaderos en pesos al tipo de cambio oficial que haya en ese momento.

Junto a este nuevo bono emitido en dólares también se colocaron ayer tres Letras del Tesoro de la Serie 79 por un total de 1.132 millones de pesos.

El nuevo endeudamiento es el sexto que la gestión de Mariano Arcioni emitió desde octubre del 2020 y en apenas un año sumó casi 222 millones de dólares de nueva deuda en moneda extranjera.

El presidente Alberto Fernández afirmó este sábado que la deuda externa que «heredó» del gobierno de Mauricio Macri con el Fondo Monetario Internacional (FMI) es «un claro ejemplo de lo que está mal».

«La deuda externa que mi gobierno heredó con el Fondo Monetario Internacional y que hoy estamos afrontando es un claro ejemplo de lo que está mal», resaltó Fernández en su primer discurso en la Cumbre del G-20 en la ciudad italiana de Roma.

Ante los líderes de las principales economías del mundo, el jefe de Estado afirmó que la deuda de la Argentina con el FMI es «única en la historia por su monto y por sus condiciones de repago».

En ese punto, cuestionó que fue «aprobada para favorecer a un gobierno en la coyuntura», y agregó: «Acaba condenando a generaciones que miran impávida el destino que le ha sido impuesto».

Al emitir su discurso, que se extendió por tres minutos, Fernández destacó: «No hay inocentes en esa historia. Son tan responsables los que se endeudaron sin atender las ruinosas consecuencias sobrevinientes, como los que dieron esos recursos para financiar la fuga de divisas en una economía desquiciada».

En otro tramo de su intervención, el Presidente subrayó: «El financiamiento internacional debe fijar nuevas reglas para poder igualar nuestras sociedades, con impactos positivos y enfrentando el cambio climático».

«El actual sistema, que prioriza a la especulación por sobre el desarrollo de los pueblos, debe cambiar», enfatizó el Presidente, horas antes del encuentro bilateral con la directora gerenta del Fondo Monetario Internacional (FMI), Kristalina Georgieva, en el marco de la renegociación de la deuda argentina.

En ese marco, Fernández reiteró: «Nuestra templanza está a prueba. Quienes renegamos de un mundo en el que la riqueza se concentra y la pobreza hunde a millones, debemos fortalecer nuestras convicciones».

«Es hora de convocar a una reflexión colectiva. Es tiempo de que nuestras almas se involucren tanto como nuestros cerebros. Millones de hombres y mujeres viven en la pobreza. Esa población sufriente habita, en su inmensa mayoría, en países en desarrollo», agregó.

Asimismo, el jefe de Estado aseguró que ante la pandemia de coronavirus las «disparidades estremecen», ya que «casi el 80 % de las vacunas producidas se aplicaron en países de altos ingresos», mientras que «más del 60 % de la población de nuestra región aún no tiene completado su esquema de vacunación».

«La vacuna aún no es un bien global. Ese triste panorama se patentiza cuando vemos que se restringe la movilidad de las personas según haya sido la vacuna a la que pudieron tener acceso», cuestionó.

Por último, el Presidente destacó: «Que nadie se confunda. No vengo a renegar del capitalismo. Vengo a alzar mi voz contra los que han sometido al capitalismo de la producción y el trabajo a la lógica de la especulación financiera».

«La ética social debe darle contenido a la economía. El G20 debe involucrarse en esa tarea sabiendo que tanta injusticia social rodea nuestras vidas», concluyó.

Fernández participó este sábado de la ceremonia de bienvenida a los líderes en la Cumbre del G-20 en la ciudad italiana de Roma, un foro que reúne a las principales economías del mundo.

A las 10:45 (hora local, cinco horas menos en Argentina), el primer ministro italiano, Mario Draghi, recibió al jefe de Estado al arribar al Centro de Convenciones La Nuvola del barrio romano Eur, nacido durante la dictadura de Benito Mussolini.

Como parte de la primera actividad de la Cumbre, los líderes y jefes de Estado asistieron a la ceremonia de bienvenida, que se extendió por aproximadamente una hora y media, y luego se realizó la tradicional foto oficial del encuentro.

En la fotografía, el jefe de Estado se ubicó en la primera fila de líderes junto al presidente de Brasil, Jair Bolsonaro, con quien intercambió un saludo.

Luego, mantuvieron una breve conversación en la que el argentino le recordó el triunfo de la Selección en la final de la Copa América: «En el saludo de la Cumbre del Mercosur, Bolsonaro le había dicho que Brasil iba a ganar 5-0 y Alberto le recordó que no lo felicitó porque terminó ganando Argentina. Además, hablaron de fortalecer el Mercosur», señaló la portavoz, Gabriela Cerruti.

Además, también charló informalmente con la secretaria del Tesoro de Estados Unidos, Janet Yellen, acompañado por el ministro de Economía, Martín Guzmán, y el secretario de Asuntos Estratégicos, Gustavo Beliz.

Luego de la tradicional foto de familia, los líderes se trasladaron al salón donde tuvo lugar la primera sesión plenaria bajo la temática «Economía global y salud global», momento en el que el Presidente realizó su primer intervención en la Cumbre.

En su discurso inaugural, el primer ministro italiano precisó: «Es un placer darle la bienvenida después de dos años difíciles de pandemia». «Es claro que el multilateralismo es la mejor respuesta para los problemas que encontramos. Seguir adelante solos no es una opción. Debemos encontrar la forma de resolver nuestras diferencias», subrayó Mario Draghi.

En tanto, el discurso central de Alberto Fernández en la cumbre del G20 será este domingo en la III Sesión Plenaria en ocasión de la Cumbre de Líderes G20: «Desarrollo Sostenible», previsto entre las 13:50 y 15:35 (hora local, cinco horas menos en Argentina).

El presidente Alberto Fernández planteó este miércoles ante un foro del G20, que «urge repensar» una «nueva arquitectura financiera internacional» y volvió a postular la «necesidad» de un marco multilateral para la reestructuración de la deuda de los países de renta media ante el «riesgo generalizado de crisis de deudas externas en los países en desarrollo».

«Urge repensar -y lo hacemos a través de esta iniciativa- una nueva arquitectura financiera internacional que brinde una respuesta multidimensional a estos problemas tan íntimamente relacionados», subrayó Fernández y consideró que el «rol y el nuevo dinamismo que la realidad impone sobre los bancos de desarrollo será clave para la reconstrucción de la post pandemia».

Así lo afirmó al hablar esta mañana, con un mensaje grabado, en el segmento de alto nivel de la Cumbre de Finanzas en Común 2021, en el marco de las actividades de la presidencia italiana del G20, previo al desarrollo de la Cumbre de Roma de fines de octubre.

Fernández viajará a fin de mes a Italia para participar de esa cumbre, un foro que reúne a las principales economías del mundo y las naciones en desarrollo y que tendrá como eje central la salida de la pandemia por coronavirus, y luego, irá a Escocia para intervenir en la Conferencia de las Naciones Unidas sobre el Cambio Climático (COP26), según informaron a Télam fuentes oficiales.

La Cumbre de Roma será la 16ª reunión del G20 a nivel de Jefes de Estado y de Gobierno y, a diferencia de la realizada el año pasado en Arabia Saudita -fue virtual-, ésta será nuevamente presencial.

El evento se celebrará en Roma, el 30 y 31 de octubre, con la participación de los líderes de los países integrantes de ese bloque mundial y de sus homólogos de los países invitados y de los representantes de algunas organizaciones regionales.

En su mensaje de este miércoles, Fernández sostuvo que el debate «se entabla en momentos en que una triple crisis de pandemia, cambio climático y deuda golpea duramente a los países de renta media como Argentina».

Desde su asunción, el Presidente encaró una negociación -que aún continúa- con el Fondo Monetario Internacional para el pago de la deuda externa contraída por la gestión de Mauricio Macri, y en reiteradas oportunidades afirmó: «No voy a firmar con el FMI algo que dañe a los argentinos».

En su intervención de esta mañana en el foro mundial, Fernández analizó que «enfrentamos» el «riesgo de una crisis generalizada de deudas externas en los países en desarrollo que se abate sobre el planeta».

«Por eso -planteó-, apoyamos la idea de impulsar un acuerdo multilateral inclusivo y sostenible, capaz de abordar de manera acabada las cuestiones referidas a la reestructuración de las deudas soberanas».

En esa dirección, el primer mandatario analizó que la «prórroga de la Iniciativa de Suspensión de Servicios de Deuda producida por el G20, si bien valiosa, es una medida provisoria que no resulta suficiente».

«No ataca de forma definitiva la impostergable necesidad de alivio y reestructuración de deudas insostenibles. Necesitamos en particular un marco multilateral para la reestructuración de la deuda de los países de renta media, cuya falta supone un verdadero vacío dentro de la gobernanza financiera internacional», advirtió Fernández.

Por ello, apuntó que «en vísperas de la Cumbre de Líderes del G20 -el 30 y 31 de octubre-, alentamos la ampliación del nuevo Marco Común para el Tratamiento de la Deuda del G20 a países de ingresos medios con vulnerabilidades».

Al respecto, celebró la «ampliación y distribución de los Derechos Especiales de Giro del Fondo Monetario Internacional, iniciativa que abre la puerta para una esperanza. Lo que un año atrás era impensable, hoy es una realidad».

Además, puntualizó que el «nuevo destino de los Derechos Especiales de Giro debe orientarse a nutrir un gran pacto de solidaridad global que incluya a los países con alta vulnerabilidad climática, socio productiva y financiera».

«Un pacto -describió- con un nuevo espíritu de solidaridad, que permita extender los plazos para atender los pagos de los endeudamientos y la aplicación de menores tasas bajo circunstancias de stress social, sanitario, financiero y ecológico».

Fernández, en ese aspecto, celebró también «toda iniciativa del G7 y sus miembros que apunte a la cesión voluntaria de los DEGs hacia economías de mayor vulnerabilidad, independientemente de su ingreso».

Propuso «impulsar sistemas de financiamiento sostenibles que promuevan mecanismos de pago por servicios eco sistémicos», como postuló recientemente de cara a la cumbre de clima climático de Glasgow, y expresó que el concepto de deuda ambiental y el canje de deuda por clima, es otro paso virtuoso que tenemos que impulsar».

Asimismo, acerca de la Cumbre del G-20 de fines de octubre, sostuvo que «se torna necesario profundizar el debate sobre el nuevo Impuesto Mínimo Global, para que favorezca puntualmente a las economías emergentes y contribuya a una acción de desconcentración de riqueza».

«Esta urgencia de reordenamiento de la arquitectura financiera internacional -puso de relieve Fernández- supone también revisar los mecanismos negativos que propician paraísos fiscales, fuga de divisas, ámbitos de opacidad que cobijan actividades ilícitas de narcotráfico, terrorismo y criminalidad organizada».

También lanzó la idea de «recrear finanzas éticas y sostenibles» que «va de la mano de un incremento de las políticas de ambición climática» y afirmó que «no existe la crisis climática alejada de la crisis social y de la crisis financiera».

«Esto supone pensar en un nuevo multilateralismo ambiental, que evite todo intento de discriminar a los países más pobres con barreras supuestamente ecológicas», enfatizó el jefe de Estado.

En paralelo, advirtió que el «mundo evidencia ya una recuperación a dos velocidades, lo que implica que, una vez más, muchos quedarán atrás» y observó que «si queremos evitar las consecuencias catastróficas que dicha brecha generará en un mundo post pandémico, debemos trabajar para construir un nuevo multilateralismo».

«El tiempo es ahora. El reloj de la historia está corriendo. Sin justicia financiera global, no habrá justicia ambiental global ni, mucho menos, justicia social para todo el planeta», concluyó Fernández.

Así lo manifestó el representante del Consejo de Bienestar policial de la provincia, Claudio López, tras reunirse este miércoles con el ministro de Economía, Oscar Antonena. Molesto por la situación, informó que durante el encuentro no hubo un acuerdo e incluso “los ánimos se pusieron ásperos” ante la falta de respuesta al reclamo.

La convocatoria del Ministerio de Economía en Casa de Gobierno para mantener una reunión junto al Consejo de Bienestar y el Ministerio de Seguridad surgió a raíz de la deuda salarial que el Estado provincial mantiene desde 2018 con la Policía.

El vocero del Consejo de Bienestar, Claudio López, aseguró que durante el encuentro no hubo un acuerdo e incluso “los ánimos se pusieron ásperos” ante la falta de respuesta al reclamo. “Es una situación agotadora, nos tuvieron esperando una hora afuera del edificio y no obtuvimos ninguna novedad”.

López señaló que la deuda con la Policía es de $860 millones, y hasta el momento solo saben que se negociará en cuotas. “Yo no si el ministro (Antonena), estaba al tanto del reclamo, pero recién ahora van a salir a ver como hacen para saldar la deuda”.