Tag

Marte

Browsing

El aparato fue nombrado en honor del dios del fuego en la antigua mitología china.

La Administración Espacial Nacional de China anunció este sábado que el primer róver explorador marciano del país llevará el nombre de Zhurong, en honor al dios del fuego en la antigua mitología china, informó la agencia Xinhua.

El anuncio tuvo lugar en la ciudad de Nanjing, provincia de Jiangsu, durante una ceremonia dedicada al Día del Espacio en China. El nombre fue elegido de acuerdo con los resultados de una campaña de selección internacional, revisión de expertos y votación en línea.

La administración señaló que con este nombre el aparato podrá «encender el fuego de la investigación espacial» en el país asiático y guiar a la humanidad para que continúe la exploración del universo.

En febrero, la sonda china Tianwen-1 entró con éxito en la órbita de Marte, en la primera misión del país asiático al Planeta Rojo. La sonda, que consta de un módulo orbital, una cápsula de aterrizaje y un róver, permanecerá en la órbita hasta mayo, cuando su róver tiene previsto separarse para descender a la superficie marciana.

Se planea que el róver aterrice en la parte sur de Utopia Planizia, una vasta llanura ubicada en el hemisferio norte del planeta. Si el aparato logra aterrizar con éxito, desplegará un vehículo para explorar la superficie marciana y estudiar su estructura geológica, medio ambiente, atmósfera y agua durante un mínimo de 90 días.

 

El exitoso primer vuelo del ligero helicóptero Ingenuity en Marte abre nuevas rutas para la exploración espacial en otros mundos, y con el convencimiento más arraigado de que el cielo, al menos el del planeta rojo, ya no es el límite, como lo señaló este lunes el jefe de la NASA, Steve Jurczyk.

«No sabemos exactamente a dónde nos llevará el Ingenuity, pero los resultados de hoy indican que el cielo, al menos en Marte, puede no ser el límite», manifestó Jurczyk, administrador interino de la agencia aeroespacial estadounidense tras los vítores de rigor en la sala de control del JPL, el laboratorio de propulsión a chorro de la NASA en California.

El pequeño helicóptero Ingenuity de la NASA hizo hoy historia al realizar el primer vuelo controlado y con motor de una aeronave en otro planeta, Marte.

El equipo del JPL-NASA, Laboratorio de propulsión a chorro, encargado de controlar la misión desde California, informó en directo de la recepción de los datos enviados por Ingenuity que confirmaron que había conseguido despegar, mantenerse flotando, girarse y aterrizar en el cráter Jezero de Marte.

El primer vuelo del mini helicóptero Ingenuity de la NASA en Marte podría realizarse este lunes, informó la agencia espacial estadounidense después de un retraso de más de una semana debido a un problema técnico.

Se espera que el viaje de Ingenuity, el primero de un dispositivo motorizado en otro planeta, permita recopilar nuevos datos sobre las condiciones de vida en Marte.

«La NASA espera que el primer vuelo de su helicóptero Ingenuity Mars se desarrolle a partir del lunes 19 de abril», dijo la agencia.

Los datos podrían recibirse «unas horas después del vuelo autónomo», que debería comenzar alrededor de las 03H30 (07:30 GMT)», según la NASA, citada por la agencia de noticias AFP.

Se considera que este primer vuelo es un verdadero desafío, porque el aire marciano tiene una densidad equivalente a solo 1% del de la atmósfera terrestre y el dispositivo tendrá que girar sus palas de rotor mucho más rápido de lo que lo haría un helicóptero en la Tierra para volar.

Después del vuelo, el helicóptero transmitirá datos técnicos al rover Perseverance, que los enviará a la Tierra.

Entre estos primeros datos, habrá una foto en blanco y negro del suelo tomada por Ingenuity.

Al día siguiente, una vez recargadas sus baterías, el helicóptero transmitirá una foto en color del horizonte, tomada por su otra cámara.

Pero las imágenes más espectaculares deberían provenir del Perseverance, colocado para observación a varios metros de distancia, y que filmará el vuelo.

 

Si resulta exitoso, el segundo vuelo podría tener lugar no más de cuatro días después.

En total están previstos hasta cinco vuelos, de dificultad creciente.

La NASA pretende elevar el helicóptero hasta 5 metros de altura y luego intentar que se mueva hacia los lados.

Esta operación en Marte es comparada con el primer vuelo de un vehículo motorizado en la Tierra, en 1903, de los hermanos Wright.

De hecho, el Ingenuity lleva a bordo un trozo de tela de este avión que despegó hace más de un siglo en Carolina del Norte, en Estados Unidos.

Más allá del resultado, después de un mes o menos, el experimento Ingenuity se detendrá y el rover Perseverance se dedicará a su tarea principal, que es buscar rastros de vida antigua en Marte.

telam

El helicóptero Ingenuity que la NASA envió a Marte a bordo del Rover Perseverance giró este viernes por primera vez sus hélices y los técnicos estiman que el domingo se elevará para captar las primeras imágenes del planeta rojo.

El helicóptero, la primera nave motorizada que consigue llegar hasta Marte, esta en ese planeta desde el 18 de febrero pasado, cuando aterrizó a bordo del Perseverance.

«El helicóptero está bien, está sano», dijo Tim Canham, gerente de operaciones de Ingenuity, en una conferencia de prensa realizada hoy, según la agencia AFP.

«Anoche (…) hicimos girar las hélices muy lenta y cuidadosamente», dijo.

El momento fue captado por el rover Perseverance, ubicado a varios metros de distancia y en el que fue transportado el helicóptero desde que aterrizó en Marte el 18 de febrero, antes de separarse de él el pasado fin de semana.

La NASA publicó un breve videoclip de la nave, de aspecto similar a un gran dron, con sus hélices girando.

Cómo serán los vuelos

El primer vuelo tendrá lugar el lunes a las 02H54 GMT. 21.54 hora argentina anunció la agencia espacial estadounidense.

Se espera que los primeros datos lleguen a la Tierra el lunes alrededor de las 08H15 GMT, 3.15 de la Argentina.

Una transmisión en vivo de los equipos de la NASA que analizan estos primeros datos será visible en el sitio web de la agencia espacial.

El primer vuelo durará 40 segundos en total, y el helicóptero se elevará verticalmente antes de permanecer en el aire.

«Vamos a despegar, subir a tres metros de altura, girar en la dirección del rover, tomar una foto y luego volver a bajar», anunció Canham.

La NASA planea hasta cinco vuelos, de dificultad creciente, durante un período de un mes.

Aún debe realizarse una última prueba de las hélices este viernes, esta vez «a toda velocidad», dijo MiMi Aung, gerente de proyecto del helicóptero en el Laboratorio de Propulsión a Chorro (JPL) de la NASA.

Elevarse en el aire marciano es un desafío, ya que éste tiene una densidad equivalente a solo el 1% de la atmósfera de la Tierra.

Aunque la gravedad es menor allí que en la Tierra, los equipos de la NASA tuvieron que desarrollar una máquina ultraligera (1,8 kg) y las hélices girarán mucho más rápido que las de un helicóptero estándar.

¿Cuáles son las posibilidades de éxito de este vuelo? «La única incertidumbre sigue siendo el entorno de Marte», incluidos «los vientos», dijo MiMi Aung. Es una experiencia de «alto riesgo», pero con una «gran recompensa» si tiene éxito, resumió.

El helicóptero Ingenuity sobrevivió a su primera noche en la superficie helada de Marte, un importante hito en el viaje de la aeronave antes de su histórico primer vuelo.

La temperatura en el cráter Jezero, un antiguo lecho de un lago en Marte y el sitio actual del rover Perseverance y el helicóptero Ingenuity, puede descender a -90 grados Celsius. Eso es lo suficientemente bajo como para causar un daño significativo a los componentes eléctricos y de la batería del helicóptero.

El helicóptero de 2 kilos finalmente se separó el 3 de abril de la panza del rover Perseverance, donde ha estado escondido desde antes de que el rover se lanzara desde la Tierra en julio.

Mira la primera imagen en close-up de Ingenuity en Marte 0:59
Ingenuity pasó por una serie de movimientos para desplegarse desde debajo del rover, lo que parecía la metamorfosis de una mariposa, antes de dejar caer los últimos 10 centímetros a la superficie marciana.

«Esta es la primera vez que Ingenuity ha estado solo en la superficie de Marte», dijo MiMi Aung, gerente del proyecto Ingenuity en el Laboratorio de Propulsión a Chorro de la NASA en Pasadena, California, en un comunicado.

«Pero ahora tenemos la confirmación de que contamos con el aislamiento adecuado, los calentadores adecuados y suficiente energía en su batería para sobrevivir a la noche fría, lo cual es una gran victoria para el equipo. Estamos emocionados de continuar preparando Ingenuity para su primera prueba de vuelo.»

La próxima hazaña es el vuelo
Cuando Ingenuity vuele, lo que podría suceder tan pronto como el 11 de abril, será el primer vuelo controlado y con motor en otro planeta. En un guiño a la primera hazaña de este tipo realizada en la Tierra, Ingenuity lleva una muestra de tela del avión de los hermanos Wright, Flyer 1.

Ingenuity, el primer helicóptero enviado a Marte, presentó un desafío para los ingenieros que lo diseñaron por varias razones.

Tenía que ser lo suficientemente pequeño como para colocarse debajo del rover sin poner en peligro la misión de Perseverance, que es la primera en buscar evidencia de vida microbiana antigua en Marte.

Ingenuity también tenía que ser liviano para volar a través de la atmósfera marciana, que tiene solo el 1% de la atmósfera presente en la Tierra. Esto, sin dejar de tener suficiente poder para calentarse y sobrevivir a las gélidas noches marcianas. La delgada naturaleza de la atmósfera de Marte hace que sea más difícil generar sustentación y elevarse.

El helicóptero Ingenuity pisa el suelo de Marte 1:23
Poco después de que Perseverance depositara a Ingenuity en el centro de su aeródromo, el rover se alejó del helicóptero. Esto permitió que la matriz solar del helicóptero recolectara luz solar crítica.

Perseverance envió imágenes de las cuatro patas del helicóptero sobre la superficie el 4 de abril. Las palas del helicóptero, actualmente apiladas una encima de la otra, se desplegarán el 7 de abril. El equipo de la misión en la Tierra enviará comandos al helicóptero para «menear» las palas.

El helicóptero también necesita pasar por algunas verificaciones de sus computadoras, lo que ayudará a Ingenuity a volar de forma autónoma a través de la atmósfera marciana.

Ahora que Ingenuity no está tomando prestada energía y calor del rover, el helicóptero enviará información sobre el desempeño de sus sistemas de control térmico y de energía durante los próximos dos días. Esto permitirá al equipo del helicóptero configurar los ajustes necesarios para asegurarse de que Ingenuity sobreviva los próximos 30 días de su misión.

Demostración de tecnología
Ingenuity es una demostración de tecnología, lo que significa que su misión es corta en comparación con el plan de dos años del rover para explorar el cráter Jezero. Ahora que el helicóptero está en la superficie marciana, tiene 31 días terrestres, o 30 soles marcianos, para realizar hasta cinco vuelos de prueba.

Durante el primer vuelo, el helicóptero intentará elevarse unos 3 metros en el aire desde el centro de su aeródromo plano de 10 por 10 metros, girar y tocar de nuevo abajo. La prueba debería durar unos 30 segundos. Los vuelos futuros pondrán a prueba la capacidad del helicóptero para volar más alto y durante más tiempo.

Mientras tanto, el rover Perseverance se sentará en un mirador cercano y observará el vuelo, capturando imágenes, video y audio. Estos llegarán a la Tierra en los días posteriores al primer vuelo.

 

Una vez que el viaje de Ingenuity llegue a su fin, el rover se concentrará en su misión científica y comenzará a estudiar rocas y recolectar muestras que serán devueltas a la Tierra en futuras misiones.

«Nuestro programa de pruebas de 30 soles se adelanta con emocionantes hitos», dijo Teddy Tzanetos, subdirector de operaciones del helicóptero Ingenuity en Marte en JPL, en un comunicado. «Independientemente de lo que nos depare el futuro, adquiriremos todos los datos de vuelo que podamos dentro de ese plazo».

En abril sucederá en Marte un momento como el que nos regalaron los hermanos Wright en la Tierra hace más de 100 años: una aeronave —en este caso el helicóptero Ingenuity de la NASA—, intentará realizar el primer vuelo a motor en cielo marciano.

El helicóptero Ingenuity Mars intentará llevar adelante su primer vuelo controlado a motor no antes del 8 de abril, según la NASA.

Resulta muy apropiado que la misión, compañera experimental del rover Perseverance, lleve un trozo de historia. Una pieza de tela de muselina del tamaño de un sello postal que cubría una de las alas de la aeronave Flyer 1 de los hermanos Wright está conectada a un cable debajo del panel solar del helicóptero.

Una pieza diferente del material del ala, conocida como «Orgullo del Oeste» —junto con una astilla de madera del Flyer— voló en 1969 en la misión Apolo 11, viajando a la Luna y de vuelta a nuestro planeta.

El primer vuelo a motor controlado en la Tierra se realizó en el Flyer cerca de Kitty Hawk, en Carolina del Norte, cuando Orville y Wilbur Wright volaron casi 37 metros durante 12 segundos en diciembre de 1903. Los hermanos hicieron historia cuando realizaron cuatro vuelos distintos el 17 de diciembre de 1903, cada uno un poco más largo que el anterior.

El equipo de Ingenuity espera hacer lo mismo.

«Cuando el rover Sojourner de la NASA descendió en Marte en 1997, demostró que era posible recorrer el planeta rojo y redefinió completamente nuestro enfoque sobre cómo exploramos Marte. De manera similar, queremos aprender sobre el potencial que tiene el Ingenuity para el futuro de la investigación científica», dijo en una declaración Lori Glaze, directora de la División de Ciencias Planetarias de la NASA.

¿Qué tiene que hacer el helicóptero Ingenuity antes de intentar volar Marte?
Sin embargo, antes de poder realizar su vuelo histórico en Marte, el Ingenuity tiene que completar una serie de pasos que tendrán lugar las próximas semanas. En esta instancia se va a poner a prueba la capacidad del helicóptero de 1,8 kg de sobrevivir a las condiciones duras de Marte sin la ayuda del Perseverance.

Por ahora, el helicóptero Ingenuity permanece a salvo debajo del rover y conectado al suministro de energía del mismo. El escudo contra escombros, que protegió al helicóptero durante el amartizaje del rover en febrero, fue liberado el 21 de marzo.

Esta imagen muestra la zona de vuelo de Ingenuity desde la perspectiva del rover.

Actualmente el rover se dirige al ‘aeródromo’ cercano de 10 por 10 metros que el equipo del Ingenuity eligió para probar cómo vuela el helicóptero. El sitio fue nombrado en honor a Jakob van Zyl, exdirector de exploración del sistema solar y director asociado de formulación de proyectos y estrategia del Laboratorio de Propulsión a Reacción de la NASA en Pasadena, California. Murió en agosto de 2020.

Después de depositar al Ingenuity en la superficie, que es amigable y plana, el Perseverance retrocederá con cuidado y tomará fotos del helicóptero. Aunque parezca sencillo, este proceso durará algo más de seis días. Los comandos enviados desde los equipos en la Tierra ayudarán a liberar el mecanismo de traba que mantiene al helicóptero contra la panza del rover.

Cuando el Perseverance deje de ‘proteger’ al Ingenuity

Esta imagen muestra el lugar donde el equipo del helicóptero intentará realizar sus vuelos de prueba.

Una vez que esté en la superficie marciana, el helicóptero hará algunos movimientos y giros de prueba de las palas del rotor. Tendrá que cargarse utilizando su panel solar y soportar las noches heladas, que en Marte pueden llegar a los -90 grados Celsius.

El Ingenuity va a tener 31 días para llevar adelante los vuelos de prueba, que podrían ser hasta cinco dependiendo del éxito que tenga el primero. El primer vuelo implica que el helicóptero se despegue cerca de 3 metros del piso y planee unos 30 segundos antes de aterrizar. Los vuelos siguientes durarán más.

El helicóptero Ingenuity fotografiado cuando estaba en la Tierra.

«Ingenuity es una prueba de vuelo de ingeniería experimental, queremos ver si podemos volar en Marte», dijo MiMi Aung, director del proyecto del helicóptero Ingenuity Mars en el JPL. «Confiamos en que todos los datos de ingeniería que queremos obtener tanto en la superficie de Marte como en el aire puedan realizarse dentro de esta ventana de 30 soles», explicó.

Los soles son los días marcianos, que duran un poco más que los días terrestres.

Por este motivo el Ingenuity fue diseñado para ser pequeño y ligero, y se construyó con calentadores internos para sobrevivir a las noches frías.

«Cada paso que hemos dado desde que comenzó este viaje hace seis años ha sido territorio desconocido en la historia de la aviación», dijo Balaram del Ingenuity. «Y si bien desplegarse en la superficie será un gran desafío, sobrevivir esa primera noche en Marte solo, sin que el rover lo proteja y le provea energía, será un desafío aun mayor», explicó.

Con una encuesta on line, participantes de todo el mundo eligieron los tres posibles nombres para el rover que China envió a Marte y con el que espera convertirse en el segundo país del mundo en comandar un vehículo a motor por la superficie de ese planeta, informaron este martes fuentes oficiales chinas.

Tras cuarenta días de votación, los participantes de la encuesta optaron en primer lugar por «Zhurong», nombre con el que se llamaba a un dios del fuego en la antigua mitología china. A él lo siguen «Nezha», una figura mitológica china, y «Hongyi», que significa tener una mente amplia y fuerte en ese idioma.

Según anunció la Administración Nacional del Espacio de China, los tres nombres integran la lista de los diez finalistas elegidos entre el 20 y el 28 de enero por votantes de todo el mundo que participaron de la encuesta lanzada por el organismo para encontrarle un nombre al rover que espera dentro de la nave espacial Tianwen-1, para pisar la superficie de Marte.

Pero en rigor, el nombre que finalmente llevará el rover comenzó a definirse en julio pasado, cuando el Tianwen-1 fue lanzado al espacio y la Administración abrió la lista para que los internautas de todo el mundo hicieran sus propuestas, de las cuales surgió la lista de diez finalistas.

Sin embargo, la palabra final quedará a nombre de un grupo de expertos, según informó la agencia oficial de noticias de China, Xinhua.

El Tianwen-1 fue lanzada el 23 de julio de 2020 y entró en órbita el pasado 24 de febrero. Cuenta un orbitador, un módulo de aterrizaje y el rover que tiene el tamaño de un carrito de golf y es impulsado por energía solar.

De lograr aterrizar sobre la superficie de Marte, lo cual podría ocurrir entre mayo y junio, China se convertirá en el segundo país, detrás de los Estados Unidos, en lograr ese objetivo.

En estos tiempos donde tres naciones diferentes se disputan la colonización de Marte, una de las primeras preguntas es, justamente, qué organismos terrestres podrían sobrevivir en la atmósfera del planeta rojo.

Por este motivo, científicos de la NASA y del Centro Aeroespacial Alemán, en Colonia, pusieron a prueba la resistencia de los organismos lanzándolos a 38 kilómetros de altura, en la estratosfera terrestre, algunas de cuyas condiciones se asemejan a las que reinan en la superficie de Marte.

El trabajo despeja el camino para comprender cómo los microorganismos pueden llegar a ser una amenaza para las futuras misiones espaciales, pero también para determinar hasta qué punto las futuras colonias humanas podrían llegar a ser independientes de los recursos enviados desde la Tierra.

“Hemos probado con éxito una nueva forma de exponer bacterias y hongos a condiciones similares a las de Marte mediante el uso de un globo científico capaz de hacer llegar nuestro equipo experimental hasta la estratosfera de la Tierra –explica Marta Filipa Cortesāo, primera autora del artículo–. Algunos microbios, en particular las esporas del hongo de moho negro, lograron sobrevivir al viaje, incluso cuando fueron expuestos a una alta radiación ultravioleta”.

Comprender bien la resistencia de los microbios a los viajes espaciales se considera vital para el éxito de futuras misiones. Entre otras cosas, para estar seguros de que al buscar vida extraterrestre no terminemos encontrando organismos que han viajado con nosotros desde la Tierra.

“En las futuras misiones tripuladas a Marte –asegura la primera autora conjunta Katharina Siems– necesitamos saber si los microorganismos asociados a los humanos podrían sobrevivir en el planeta rojo, ya que algunos podrían suponer un riesgo para la salud de los astronautas”.

Con todo, algunos de esos microbios podrían revelarse como valiosos “colaboradores” de la exploración espacial ya que podrían, por ejemplo, ayudarnos a producir alimentos y suministros con independencia de la Tierra, algo de vital importancia cuando estemos lejos de casa.

Condiciones similares

Muchas de las características del medio ambiente marciano no resultan fáciles de encontrar o de replicar en nuestro planeta, pero por encima de la capa de ozono, en la estratosfera media de la Tierra, las condiciones son notablemente similares.

“Lanzamos los organismos a la estratosfera dentro del experimento MARSBOx (Experimento de Microbios en Atmósfera para Radiación, Supervivencia y Resultados biológicos) –apunta Cortesāo–, que se mantuvo a presión marciana y se llenó con atmósfera marciana artificial durante toda la misión. La caja contenía dos capas de muestra, con la inferior protegida de la radiación. Eso nos permitió separar los efectos de la radiación del resto de las condiciones probadas: desecación, atmósfera y fluctuación de temperatura durante el vuelo. Las muestras de la capa superior, por el contrario, se expusieron a más de mil veces la radiación ultravioleta que es capaz de causar quemaduras solares en nuestra piel”.

“Si bien no todos los microbios sobreviven al viaje –añade Siems– uno que se detecta previamente en la Estación Espacial Internacional, el moho negro Aspergillus niger, pudo revivir después de volver a casa. Los microorganismos están estrechamente relacionados con nosotros. Están en nuestro cuerpo, en nuestra comida, en nuestro entorno… y es imposible eliminarlos durante los viajes espaciales. Utilizar buenas versiones del entorno marciano, como la misión del globo MARSBOx a la estratosfera, es una forma realmente importante de ayudarnos a explorar todas las implicaciones de los viajes espaciales en la vida microbiana. Y de estudiar cómo podemos impulsar ese conocimiento hacia descubrimientos espaciales asombrosos”.

El helicóptero Ingenuity, ayudante y compañero de viaje del rover Perseverance de la NASA, se reportó con un buen informe y está «funcionando como se esperaba», según la agencia.

Si tiene éxito, Ingenuity será el primer helicóptero en sobrevolar otro planeta, lo que conducirá a un «momento extraterrestre de los hermanos Wright», dijo Thomas Zurbuchen, administrador asociado de la Dirección de Misiones Científicas de la NASA.

El rover aterrizó de forma segura en la superficie de Marte el jueves después de su lanzamiento desde la Tierra el 30 de julio. Perseverance ya ha enviado un impresionante conjunto de imágenes para mostrar que está a salvo y listo para pasar por una fase de «verificación» antes de comenzar su viaje a través de la superficie.

Ahora, el equipo de la misión ha escuchado directamente al helicóptero por primera vez, y son buenas noticias.

Ingenuity está actualmente arropado bajo el rover y unido al vientre de Perseverance. El rover es aproximadamente del tamaño de una camioneta, mientras que el helicóptero solo pesa alrededor de 2 kilos.

El helicóptero pudo llamar a casa a través del rover enviando datos a través del Mars Reconnaissance Orbiter de la NASA, que actúa como un transmisor de comunicaciones entre Marte y la Tierra y ha estado orbitando el planeta rojo desde 2006.

Ingenuity se siente cómodo donde está y no va a soltar el rover pronto para un vuelo de prueba. El helicóptero permanecerá cómodo con el rover durante 30 a 60 días.

«Ingenuity, el helicóptero de Marte que llevo funciona como se esperaba. Actualmente lo estoy cargando, pero una vez que lo deje, dependerá únicamente de sus paneles solares. Si sobrevive a las noches marcianas brutalmente frías, el equipo intentará volar», se lee en un tuit de la cuenta de Twitter de Perseverance.

«Hay dos elementos importantes que estamos buscando en los datos: el estado de carga de las baterías del Ingenuity, así como la confirmación de que la estación base está funcionando según lo diseñado, ordenando a los calentadores que se apaguen y enciendan para mantener la electrónica del helicóptero dentro un rango esperado», dijo en un comunicado Tim Canham, líder de operaciones del helicóptero Ingenuity en Marte en el Laboratorio de Propulsión a Chorro de la NASA (JPL, por sus siglas en inglés).

«Ambos parecen estar funcionando muy bien. Con este informe positivo, avanzaremos con la carga (del sábado) de las baterías del helicóptero».

Ingenuity necesita potenciar y almacenar energía para que pueda mantenerse caliente y mantener otras funciones vitales durante las frías noches marcianas una vez que el rover deposite el helicóptero en la superficie del planeta rojo. Entonces, Ingenuity estará por su cuenta.

Y tendrá que soportar noches en las que las temperaturas pueden descender hasta -95 grados Celsius. Como canta Elton John en «Rocket Man», Marte es, de hecho, frío como el infierno.

Mantener la función y el buen estado de la batería será fundamental para que el helicóptero sobreviva al gélido clima marciano antes de intentar cualquier vuelo de prueba más adelante. Se planean un total de cinco vuelos de prueba durante un período de 31 días una vez que el rover encuentre el «helipuerto» correcto, o un buen lugar plano, para depositar a Ingenuity.

 

Mientras Ingenuity esté unido a Perseverance, el helicóptero puede dar un impulso a sus baterías. El helicóptero tiene seis baterías de iones de litio. Una vez que se haya desprendido del rover, el panel solar del helicóptero cargará esas baterías.

El primer vuelo de Ingenuity será corto, solo unos 20 segundos de vuelo suspendido del suelo. Pero será un momento histórico. Al igual que el primer rover marciano, Sojourner, Ingenuity es una demostración de tecnología, un experimento. Demostrar que este concepto puede funcionar podría conducir al desarrollo de helicópteros que podrían actuar como exploradores tanto para rovers como para misiones humanas a Marte en el futuro.

Si ese primer vuelo tiene éxito, «se habrán logrado más del 90% de las metas del proyecto», según la NASA.

LEE: Llegó de Colombia sin saber inglés y hoy llevó el Perseverance de la NASA hasta Marte: la historia de Diana Trujillo

Los vuelos posteriores podrían durar más y probar más capacidades del helicóptero. Lleva dos cámaras que pueden proporcionar imágenes aéreas. Perseverance también entrenará sus cámaras en Ingenuity para capturar las vistas y los sonidos, incluido el video, de estos vuelos históricos.

«Estamos en un territorio desconocido, pero este equipo está acostumbrado a eso», dijo MiMi Aung, gerente de proyecto del Helicóptero Ingenuity en Marte en JPL, en un comunicado.

«Casi cada hito desde aquí hasta el final de nuestro programa de demostración de vuelo será el primero, y cada uno debe tener éxito para que podamos pasar al siguiente. Disfrutaremos de esta buena noticia por el momento, pero luego tenemos que volver al trabajo.»