Tag

terapia

Browsing

Las unidades de terapia intensiva reciben cada vez a más personas menores de 50 años con COVID-19. Los profesionales del sector temen un colapso ya que, además, los pacientes jóvenes tienen una internación más larga, de entre 15 y 20 días.

La segunda ola de coronavirus en la Argentina afecta sobre todo a las personas más jóvenes. La franja etaria que va desde los 25 a los 49 años es la que más elevó la curva de contagios, pero también es la que más hizo crecer la ocupación de camas de terapia intensiva.

Los pacientes críticos menores de 50 años pasan cuatro días más de internación que los adultos mayores, lo que hace que se vuelva más lenta la rotación, generando una amenaza para el sistema de salud, adicional al aumento de casos.

“Los pacientes jóvenes tienen una internación más larga, de entre 15 y 20 días. Y dificultan el movimiento de las camas. Resisten más y se quedan más tiempo, desde luego. Y la posibilidad de ingresar nuevos pacientes se acorta”, detalla la presidenta de la Sociedad Argentina de Terapia Intensiva, observa Rosa Reina, en diálogo con TN.

El médico clínico y miembro del comité de expertos que asesora a Alberto Fernández, Luis Cámera, agrega que “al haber una mayor cantidad de jóvenes infectados, inevitablemente termina impactando en las internaciones. La segunda ola avanza mucho más rápido y los más jóvenes van invadiendo el terreno”.

Para el infectólogo Eduardo López, quien también asesora al Gobierno nacional, «el 50% de los casos actuales son personas menores a 50 años, por lo que el impacto en la mortalidad debería ser menor. Pero el promedio que un individuo pasa en terapia intensiva sigue igual: no baja de los 14 días”.

El director del hospital, Ariel Urbano, describió una realidad que hoy día vive el nosocomio, atento a la posible llegada de una segunda ola de contagios por covid: la ocupación de camas de terapia es del 60% con pacientes no-covid, que padecen otros diagnósticos y el arribo de contagiados podría complicar el sistema sanitario.

“Tenemos un 60% de ocupación de terapia pero con otros diagnósticos. Eso también nos pone en alerta, porque ante la llegada de pacientes Covid, aunque no sea en gran cantidad, a nosotros nos complica el sistema sanitario”, explicó Urbano.

Vale recordar en este punto la reestructuración que se hizo en el Hospital local para separar a los pacientes con covid del resto de las áreas. Muchas de ellas se trasladaron a sanatorios, como el caso de ginecología y neonatología. Asimismo aclaró que Puerto Madryn “sigue con una situación bastante estable” en cuanto al número de contagiados por Covid-19, “al igual que la mayoría de las áreas programáticas”.

“Por el momento no tenemos internados en la terapia intensiva del Hospital, aunque tenemos mayor demanda de otros diagnósticos, que día a día ha ido aumentando”, dijo a EL CHUBUT. La idea, agregó, es seguir trabajando y “esforzarse para que el Hospital siga funcionando y estando a la altura”.

Urbano fue explícito y remarcó que “Lo covid se va a quedar acá en el Hospital” y agregó que “iremos viendo en el transcurso en las semanas si tenemos que tomar otras medidas”.

VACUNA Y CUIDADOS

La idea, recordó el director del Hospital, es que el paciente vacunado “no se complique” en su cuadro y que “lo curse como una enfermedad más”. Sin embargo, reforzó el pedido para que la gente se cuide, “que no por estar vacunado se está exento de las complicaciones y de la enfermedad.

Así que hoy más que nunca extremar los cuidados personales que son los más importantes, para evitar no tener que volver a tiempos atrás, como nos pasó, que a nadie les sirve”.

El director del Hospital de la localidad chubutense, Sergio Cardozo, aseguró que la preocupación esta centrada en que «los casos de Covid no están descendiendo» y destacó que el lugar más cercano que tenemos para derivaciones son las clínicas de Bariloche.

El director del Hospital de Esquel, Sergio Cardozo, manifestó su preocupación por la cantidad de camas ocupadas en la Unidad de Terapia Intensiva (UTI) por casos de coronavirus en la localidad. Aseguró que la curva de contagios no disminuye y que el personal sanitario «está agotado».

“Tenemos el 100% de las 6 camas ocupadas con pacientes Covid y un 50% en Clínica Médica. Hay una ‘meseta’ alta, no logramos bajarla”, explicó. “Por ahora, nos manejamos con unas camas que armamos en un sector externo y tratamos de derivar lo que se pueda. El lugar más cercano que tenemos para derivaciones son las clínicas de Bariloche (provincia de Río Negro). Ellos tienen un sistema privado más desarrollado que nosotros”, aseguró.

Cardozo reconoció que si bien se esperaba esta situación “ la cordillera es distinta a la Costa porque acá el sistema privado es deficiente porque no hay inversión”, y agregó que ante la demanda constante “nuestro personal está agotado porque más del 80% de los médicos de Esquel trabajan a la mañana en el sector público y a la tarde en el ámbito privado”, admitió en diálogo con Cadena Tiempo.

“No creo que hoy pueda verla a la ministra (Carla) Vizzotti porque los directores seguimos haciendo ‘guardia’ y atendiendo a la población local. Tenemos que seguir con nuestras actividades acá. Mínimamente, veo a 30 pacientes por día y aún siendo Director. Siempre surge la posibilidad de sumar más médicos pero –en los últimos años- la Patagonia dejó de ser un destino atractivo por los bajos sueldos. Hoy, un médico que está en las grandes ciudades gana más que nosotros”, señaló.

El director del hospital indicó que “casi la totalidad del personal de Salud ya está vacunado y ahora falta la población pero las vacunas llegan de a poco». Y manifestó su preocupación por el aumento de otras patologías en la zona como consecuencia de la falta de controles. “Se incrementaron los casos de infarto (en la franja de personas de 40 a 60 años) y también hay casos de ACV en la zona porque se postergan los controles”, confirmó.

Cerraron terapia intermedia del hospital Alvear de Comodoro Rivadavia por el contagio de coronavirus de un paciente, y tuvieron que aislar a personal de la salud.

El paciente ingresó con un PCR negativo pero después dio positivo de coronavirus. Ante este hecho se tuvo que errar preventivamente la terapia intermedia y se aisló a un médico, una enfermera y aun camillero. Creen que pudo haber sido un “falso negativo”.

El director del Hospital Gustavo Blanco, relató a ADNSUR que a partir de un brote en terapia intermedia “se dispuso el cierre momentáneo” del área, y aclaró que “es un procedimiento habitual que se realiza en cualquier ente de salud cuando se tiene un brote, no solo por una patología como el covid, sino por cualquier patología infecciosa que puede ingresar a una unidad cerrada”.

“Se encontró un positivo que había entrado como negativo”, sostuvo sobre el caso que generó el cierre de la terapia y no descartó que pudo haber sido un “falso negativo” porque al momento de su ingreso por una patología no covid tenía PCR negativo.

El director además, indicó que al no haber una ocupación plena en terapia intensiva, se pudo hacer una desinfección de la terapia intermedia porque había camas disponibles ante cualquier requerimiento. “Habitualmente se desinfecta una sala y después se vuelve a utilizar” dijo.

Y en este marco, aclaró que se aisló a tres trabajadores de la salud que si bien no presentaron síntomas de igual manera fueron aislados. «El personal está inmunizado ( con la vacuna) pero se están realizando testeos de PCR para evaluar si tienen un grado de infección”.

Finalmente, Blanco señaló que esperan nuevas directivas del Ministerio de Salud sobre los protocolos a seguir a partir de que el personal de salud ya fue inmunizado porque como en este caso “mandamos personas a la casa pero fueron sin síntomas”.

El Hospital de Esquel se encuentra nuevamente colapsado y los casos activos de Covid-19 no descienden.

En este momento tienen las 6 camas de terapia intensiva ocupadas y la clínica médica con aproximadamente un 50% de ocupación.

Así lo informó Sergio Cardozo, Director del Hospital de Esquel, en diálogo con Radio Chubut.

En este sentido aseguró que en la ciudad no bajan los casos, y desde hace aproximadamente 20 días tienen alrededor de 350 casos activos.

Sostuvo que “sabían” que esto iba a pasar porque fueron “los últimos en comenzar a tener casos”.

Cardozo indicó que todos los que están en terapia intensiva se encuentran en una situación crítica.

Finalmente manifestó que “la gente está agotada” ya que no cumplen con todas las medidas de prevención en las que se viene haciendo hincapié.

“Ya estamos acá y vamos a seguir haciendo hincapié en las medidas de prevención, la gente tomará conciencia o no” aseguró por último el director del Hospital de Esquel, y agregó que cuando un gran porcentaje de personas se haya contagiado irán bajando los casos.

El Dr. Sergio Cardozo comentó la situación del hospital. Actualmente, hay 2 internados por Covid y 3 por otras circunstancias.

El parte sanitario del martes que emitió el Ministerio de Salud indicaba que no había pacientes internados en la terapia intensiva del Hospital Zonal Esquel a causa del Covid. Sin embargo, de un día para otro el panorama cambió.

Este miércoles ingresaron cinco pacientes a la terapia intensiva, de los cuales 2 están por coronavirus y 3 por otras patologías. El Dr. Sergio Cardozo, director del nosocomio local, expresó: «Es una situación muy dinámica. Ayer no teníamos pacientes en terapia y hoy ya tenemos 5 de nuevo. Un 90% de ocupación. En sala también tenemos internados en un 35% de ocupación».

«Lo que nos preocupa son los 500 casos activos en la ciudad. En algún momento se complican y como estamos limitados en la capacidad nos preocupa. Hay un 80% de casos leves, pero ese 20% que queda nos complica. Esto se iba a dar, si bien estuvo contenida la demanda, hoy tenemos las consecuencias de esto», agregó el Doctor.

Por último, hizo mención a los trabajadores del sector de clínica médica: «Los chicos están permanentemente atendiendo 10 pacientes de Covid internados y demanda mucha atención. El trabajo que están haciendo ellos es descomunal».

Además, expresó que un 60% de los 700 trabajadores del hospital ya fueron vacunados con las dos dosis de la Sputnik V.

En Esquel preocupa la falta de camas en terapia intensiva, en las últimas horas se conoció que la Clínica Modelo cerró su terapia intensiva, es la única clínica que tiene el servicio además de la terapia del Hospital Zonal Esquel, funciona como respaldo del nosocomio local, en diálogo con FM DEL LAGO, el Dr. Raúl Garay quien integra el directorio de la clínica, manifestó “el motivo porque cerramos la terapia intensiva fue porque nos fuimos quedando sin recurso humano, de 4 a 5 médicos que necesitamos para que esté abierta, solo contamos con dos, eso imposibilita la apertura porque no pueden hacer guardia 24×24, sin parar. Nos hemos ido quedando sin médicos de guardia porque algunos han renunciado, otros se han ido por cuestiones personales, otros se han enfermado, en forma progresiva y eso fue lo que determinó que tuvimos que cerrarla, primero porque había que hacer refacciones y cuando esas refacciones estén hechas tampoco se puede abrir porque no hay médicos”

Respecto al funcionamiento que necesita una terapia intensiva y quienes pueden trabajar allí, remarcó “puede hacer guardia un médico general con la supervisión de un médico terapista, el coordinador de la terapia lo tenemos, lo que no tenemos son médicos para hacer guardia, en la terapia intensiva lo único que queda por hacer es cambiar un panel de tres camas, el resto está bien, queremos abrir y trabajar, de hecho lo hacemos todos los días, en la parte de consultorios e internación general está abierta y funciona como siempre, la clínica no deja de trabajar, a veces hay que cerrar algunos sectores porque falta personal”

Garay se mostró molesto por las declaraciones de algunos vecinos que acusan a la clínica y denunciaron a la misma en el ámbito del Área Programática Esquel, “no hay falta de voluntad, no es una decisión empresarial con un sentido comercial como pretenden hacer creer algunos, eso no es cierto, el motivo es que no tenemos quien haga las guardias, no hay otra cosa, es claro como el agua, la terapia si conseguimos el recurso se puede abrir, nos faltan los médicos, primero hay médicos que no quieren hacer guardias por diferentes motivos y segundo porque las obras sociales han aumentado los aranceles médicos sin haber aumentado los gastos sanatoriales en la misma proporción, entonces el sanatorio no dispone de los mismos fondos para pagar el mismo aumento que tuvieron los médicos en sus honorarios, entonces lo que se les ofrece les parece poco interesante, otro tema es que no hay mucha gente interesada en hacer guardias, no solo en la clínica, en el hospital también”

Por último, el reconocido médico ginecólogo de la ciudad de Esquel que forma parte del equipo médico de la institución, comentó “la terapia intensiva de la clínica se hizo en la década del 80”, siempre funciono, si tuviéramos el recurso humano la tendríamos abierta, sino la abrimos es porque no podemos, no porque no queremos, abrir juicios de valor livianamente sin investigar no está bien, si la gente que nos denunció en el Área Programática hubiera hablado con nosotros, quien sabe si hubieran hecho la denuncia, nadie nos invitó a las asambleas que hicieron y nunca vinieron a preguntar qué pasaba, nos quieren hacer quedar como que somos una empresa de malos que no queremos atender y no dicen porque, si nosotros tuviéramos médicos para terapia hoy mismo la abriríamos, dos de las cinco camas ya funcionan, hay que reparar tres paneles de control de las otras 3 camas, estamos tratando de conseguir médicos, le manifestamos al área programática que si ellos ponen el recurso humano abrimos la terapia”.

La alta ocupación de camas en terapia intensiva, ante los casos que se agravan de coronavirus y otras patologías, sigue siendo un hecho preocupante durante las últimas semanas en Comodoro Rivadavia. La situación se evidencia con ambulancias que deben recorrer hospitales y clínicas médicas en busca de una cama.

Esta situación se agrava ahora aún más, ante el cierre de dos camas de la Unidad de Terapia Intensiva (UTI). Según informaron fuentes oficiales ADNSUR, en las últimas horas se registró el cierre de dos camas de terapia intensiva en el Hospital Alvear. La medida habría sido tomada en el marco de un reclamo salarial por parte de los profesionales de salud, quienes reclaman que perciben salarios por debajo de quienes prestan servicios en el Hospital Regional.

Por lo que las camas en la Unidad de Terapia Intensiva (UTI) se redujeron de 9 a 7 en el Hospital de la zona norte.

Alta demanda 

Por su parte, el director del Hospital Alvear, Gustavo Blanco, reconoció que “siempre hemos tenido una ocupación importante” de camas tanto en camas de terapia intensiva como terapia intensiva. “El hospital trata pese a todas las adversidades y los compromisos que tiene con la gente de salud que tiene un desgaste propio, tratar de acomodar el servicio para prestar el servicio de la forma más eficiente”, dijo en diálogo con ADNSUR.

Sobre el panorama actual, Blanco explicó que “ al principio tenemos semanas que tenemos mucha consulta, mucha internación y obviamente las camas de terapia intensiva siempre son un lugar extremadamente complejo y con una necesidad muy alta de ocupación. La semana pasada tuvimos lleno total hasta el fin de semana” dijo tras reconocer que la situación es muy dinámica.

Y afirmó que: «Tenemos completo con todas las camas ocupadas” detalló sobre la situación de la terapia intensiva e intermedia por estos días. El hospital cuenta con 52 camas y reconoció que debido a la población que atiende “siempre vamos a tener una internación importante”. Mientras aclaró, que “La idea es tratar de no disminuir la cantidad de camas pero también entendiendo que el personal de salud en el 2020 no se licenció como es el caso de los terapistas, enfermeros, kinesiólogos y demás» y por ello, afirmó que se esta tratando de darles unos días para que puedan descansar entendiendo la continuidad de la pandemia durante estos meses.

Según explicó, si bien el personal de salud ha comenzado a vacunarse con la Sputnik,la inmunidad completa demorará unos meses y por ello, le pidió a la población seguir respetando las normas sanitarias para evitar contraer coronavirus. “Necesitamos esa ayuda porque no vemos otra opción tampoco”, concluyó.

El Sindicato de Salud Pública de la provincia expresó a través de una nota dirigida al director del Área Programática Esquel, Roberto Alonso, su preocupación por el colapso de la Unidad de Terapia Intensiva del Hospital Zonal Esquel y el cierre de la única Terapia Intensiva en una clínica privada, en medio de la pandemia del Covid-19.

Luego la nota remarca que “mientras en Esquel los casos de contagios por Covid-19 proliferan notablemente, a punto tal del colapso de la UTI en el Hospital Zonal, con la ocupación del 100% de las camas disponibles; con el personal del hospital público exhausto trabajando a destajo, con licencias suspendidas, con trabajadores que se contagian, con salarios bajos y adeudados, pero asistiendo a la población sin pausa, denotando un sublime e inconmensurable compromiso profesional y social”.

El escrito del Sindicato de la Salud Pública refiere a que por otro lado, como contraparte, “está el mercantilismo, el comercio, el negocio de la medicina, que mientras la humanidad atraviesa uno de los peores momentos de contingencia sanitaria de la historia, la única Unidad de Terapia Intensiva de los efectores privados de salud cierra el servicio de atención por una decisión empresarial, que ante tamaña crisis sanitaria se podría decir que raya lo criminal, ya que los eventuales pacientes de Esquel y la región quedan desamparados ante cualquier caso de urgencia con requerimiento de atención en ese nivel de complejidad”.

Luego remarcaron que “mientras los administradores de servicios de salud tomen decisiones basadas en su beneficio, en lugar de los servicios que los pueblos necesitan, la salud, e incluso la vida misma de la población estará en serio riesgo”.

Preguntan los trabajadores “¿por qué el Ministerio de Salud no ejerce el poder de rectoría en estos casos? y si seguirá el hospital público solventando las actividades lucrativas de esta clase de empresarios de la salud, brindándoles servicios de esterilización, ambulancias y otros, a precios irrisorios y con recursos que la ciudadanía aporta a través del pago de impuestos, para recibir servicios públicos de calidad”.

“¿A qué precio venden su complicidad, aval o su silencio, omisión, distracción, etc. Los responsables políticos de velar por el bienestar de la población (funcionarios ejecutivos, concejales, diputados, dirigentes oficialistas y opositores, todos)?¿Cuánto vale la salud o la vida de un vecino?”, concluye la nota elevada el director del Área Programática Esquel.

El director del Hospital Zonal de Esquel, Sergio Cardozo, confirmó ayer que la capacidad de internación en el área de terapia intensiva se mantiene con una ocupación plena desde la semana pasada.

«Continuamos con la terapia intensiva al 100%, con las seis camas ocupadas: cinco pacientes Covid y uno no Covid», explicó Cardozo, quien advirtió que «en clínica médica hay 11 personas internadas, personas tanto de Esquel como del interior ya que entre los 14 hospitales de la zona tenemos 600 casos positivos y siempre hay un paciente que requiere internación y lo mandan».

Por otra parte, informó que en la otra ala del hospital destinada a pacientes que tienen otras patologías la ocupación ronda el 80%.