Tag

Joe Biden

Browsing

El gobierno del presidente estadounidense, Joe Biden, anunció el miércoles su apoyo a un levantamiento global de las protecciones de patentes para las vacunas contra el COVID-19 a fin de acelerar la producción y distribución de inmunizantes en el mundo.

Aunque los derechos de propiedad intelectual para las empresas son importantes, Washington «apoya la exención de esas protecciones para las vacunas para el COVID-19», dijo la representante comercial de Estados Unidos, Katherine Tai, en un comunicado.

«Se trata de una crisis sanitaria mundial y las circunstancias extraordinarias de la pandemia de COVID-19 exigen medidas extraordinarias», agregó.

Fuente: Teletica

El presidente Alberto Fernández disertará hoy, mediante videoconferencia, en la Cumbre de Líderes sobre el Cambio Climático, a la cual fue invitado por el mandatario estadounidense Joe Biden el mes pasado.

Fernández tomará la palabra a las 9, hora argentina, informaron fuentes de Casa Rosada, en el encuentro virtual que reunirá a 40 mandatarios, en el marco del Día Internacional de la Madre Tierra.

El listado de expositores fue armado en base a las principales economías de los 17 países más responsables de emisiones y los mandatarios considerados más comprometidos, y de los 40 jefes de Estado convocados hay dos de las Islas del Caribe -Antigua y Barbuda y Jamaica- y cinco latinoamericanos: los de Argentina, Brasil, Chile, Colombia y México.

El resto de los países invitados son Alemania, Arabia Saudita, Australia, Bangladesh, Bhutan, Canadá, China, Congo, Corea del Sur, Dinamarca, Emiratos Árabes Unidos, España, Francia, Gabón, India, Indonesia, Israel, Italia, Japón, Kenia, Islas Marshall, Nigeria, Noruega, Nueva Zelanda, Polonia, Reino Unido, Rusia, Singapur, Sudáfrica, Turquía, Vietnam.

Además habrá un miembro de la Comisión Europea y otro del Consejo Europeo. El 12 de este mes, el ministro de Ambiente y Desarrollo Sostenible, Juan Cabandié, participó por videoconferencia de un encuentro preparatorio para la Cumbre, organizado por el Centro Wilson de Estados Unidos, donde llamó a «construir una nueva arquitectura financiera que financie las políticas de reactivación pospandemia en el marco de la acción climática», indicó esa cartera.

Tomaron parte también sus pares de Chile, Carolina Schmidt, y de Colombia, Carlos Eduardo Correa, con la moderación de Cynthia Arnson, directora del Programa Latinoamérica de la Fundación Wilson.

Fernández había sido invitado a esta Cumbre por el gobierno de Estados Unidos el 26 de febrero último, a través de una conversación telefónica mantenida con el Enviado Especial para el Clima de la administración de ese país, John Kerry; y ratificada el 26 de marzo con una carta enviada por el propio presidente Biden al mandatario argentino.

El presidente de EE.UU., Joe Biden, declaró este martes que el veredicto contra el expolicía Derek Chauvin, que poco antes fue declarado culpable del asesinato de George Floyd, supone un «paso adelante», pero agregó que se trata de una condena «muy poco común» en un país plagado de racismo sistémico.

«Este puede ser un gran paso adelante en la marcha hacia la justicia en EE.UU.», afirmó Biden. «El racismo sistémico es una mancha en el alma de nuestra nación. Una rodilla en el cuello para los estadounidenses», agregó el mandatario.

Noticia en desarrollo

Fuente: RT

El presidente Alberto Fernández mantuvo este martes 13 de abril un almuerzo de manera virtual desde la Residencia de Olivos con un importante funcionario del mandatario de Estados Unidos, Joe Biden. En la reunión dialogaron sobre vacunas, FMI y cambio climático.

El encuentro con el asistente Especial del Presidente de Estados Unidos y Director para el Hemisferio Occidental del Consejo de Seguridad Nacional, Juan González, se realizó de manera virtual, dado que el jefe de Estado todavía se encuentra aislado en la Quinta Presidencial tras haber contraído coronavirus el pasado 2 de abril.

Pese a que el almuerzo fue virtual, se lo vio a Alberto Fernández usar barbijo. De esta manera, el Gobierno quiere concientizar sobre su uso en medio de la segunda ola de Covid-19 que sigue marcando récords de contagios y pone en jaque al sistema de salud.

Fuentes oficiales indicaron a la agencia NA que durante el almuerzo, que se extendió durante dos horas, Fernández y los enviados de los Estados Unidos dialogaron «sobre los posibles modos de cooperación para la adquisición de vacunas contra el COVID-19».

Además, analizaron «la negociación entre la Argentina y el Fondo Monetario Internacional, y coincidieron en la necesidad de diagramar una hoja de ruta hacia el futuro que tenga en cuenta una agenda superadora».

Del encuentro también participaron el canciller Felipe Solá, y el secretario de Asuntos Estratégicos, Gustavo Beliz; y por los Estados Unidos, la encargada de Negocios a cargo de la embajada estadounidense en la Argentina, MaryKay Carlson.

En ese marco, Alberto Fernández recibió una carta de su par de los Estados Unidos, Joe Biden, que le hicieron llegar el director para el Hemisferio Occidental del Consejo de Seguridad Nacional de ese país, Juan González, y la subsecretaria interina para Asuntos del Hemisferio Occidental del Departamento de Estado, Julie Chung.

Según indicó Presidencia en un comunicado, el presidente de Estados Unidos envió «su saludo personal» a Alberto Fernández, y destacó «la futura participación de la Argentina en la Cumbre del Clima», que se desarrollará por medio de videoconferencias el 22 y el 23 de abril próximos.

Biden había invitado a Fernández personalmente a participar de la Cumbre junto a otros 40 líderes de todo el mundo, con el objetivo de buscar «un diálogo de civilizaciones y culturas» frente a la «crisis del cambio climático».

Tras el almuerzo, la Embajada de los Estados Unidos en Buenos Aires informó en su cuenta de la red social Twitter que González y Chung «conversaron con el presidente Alberto Fernández sobre el compromiso conjunto para enfrentar los desafíos de la crisis climática y el COVID-19, y otros intereses compartidos para la región».

Fuente: Perfil

El presidente de Estados Unidos, Joe Biden, anunciará este jueves un paquete de medidas destinadas a controlar la desenfrenada violencia por armas de fuego en el país. Y la mira está puesta especialmente en las «armas fantasma».

Se trata de armas caseras que no se pueden rastrear porque se venden sin números de serie ni información que permita identificar a su dueño.

El presidente ha recibido presiones por parte de sus aliados demócratas para que actúe tras los recientes tiroteos de Colorado, Georgia y California.

La Casa Blanca detalló en un comunicado que el gobierno promulgará seis medidas iniciales para «hacer frente a la epidemia de salud pública que supone la violencia armada».

La iniciativa viene motivada por las promesas que hizo Biden en campaña y por los recientes tiroteos masivos en Boulder -donde murieron 10 personas- y en Atlanta -que dejó ocho víctimas mortales-, por lo que tratará de reducir «todas las formas de violencia con armas de fuego: la violencia comunitaria, los tiroteos masivos, la violencia doméstica y el suicidio por arma de fuego».

«La violencia con armas de fuego se cobra vidas y deja un legado duradero de traumas en las comunidades todos los días en este país, incluso cuando no aparece en las noticias nocturnas», resaltó el gobierno estadounidense. Y remarcó que muchas zonas del país están atravesando un «pico histórico de homicidios».

Aunque Biden presente estas medidas, necesitará el visto bueno del Congreso, al que ha pedido que apruebe estas leyes.

El mandatario resaltó la aprobación de dos proyectos de ley en la Cámara de Representantes el mes pasado que busca acabar con las lagunas que existen en el sistema de verificación de antecedentes, entre otros.

Armas caseras

Pero el Ejecutivo «no esperará a que el Congreso tome medidas para salvar vidas». Por eso el Departamento de Justicia, en un plazo de 30 días, emitirá una propuesta de ley para ayudar a detener la proliferación de «armas fantasma», que consisten en unos kits que los compradores pueden convertir en armas fácilmente.

Al no estar clasificados como armas de fuego, estos kits pueden ser comprados por cualquier persona, sin necesidad de presentar los antecedentes.

Cuando este tipo de armas son usadas para cometer crímenes, a menudo no pueden ser rastreadas por las fuerzas de seguridad debido a la falta de un número de serie o más detalles de identificación.

Por otro lado, el mismo departamento, en un plazo de 60 días, emitirá un proyecto legislativo para «aclarar cuándo un dispositivo comercializado como refuerzo estabilizador convierte efectivamente una pistola en un rifle de cañón corto sujeto a los requisitos de la Ley Nacional de Armas de Fuego».

Esta acción en concreto fue la que uso el presunto tirador de Boulder, ya que utilizó una pistola con un dispositivo de estabilización, que puede hacer que un arma de fuego sea más estable y precisa sin dejar de ser ocultable.

Fuente: Clarin

Una nueva encuesta en EE.UU. refleja una baja calificación para el presidente Joe Biden en su manejo de la migración. La encuesta, realizada por Associated Press, dice que el 24% de los entrevistados aprueba la gestión del mandatario en el manejo de la frontera sur y el tema de los menores no acompañados, frente a un 35% que ni aprueba o desaprueba, y un 40% que desaprueba cómo se está gestionando este problema.

Fuente: CNN

El presidente de Estados Unidos, Joe Biden, dijo estar devastado tras el ataque al control de seguridad del Capitolio que dejó un agente muerto y otro herido este viernes.

“Jill y yo tenemos el corazón roto tras enterarnos del violento ataque contra un control de seguridad del Capitolio de Estados Unidos”, dijo el mandatario en un comunicado. El mandatario ordenó colocar la bandera de la Casa Blanca a media asta.

Noticia en Desarrollo

Fuente: TN

El presidente estadounidense, Joe Biden, pidió este martes al Congreso aprobar «inmediatamente» medidas para reforzar el control de armas en Estados Unidos, incluida la prohibición de todas las armas de asalto y los cargadores de munición de gran capacidad.

«Podemos salvar vidas» con el control de armas, dijo Biden en una declaración desde la Casa Blanca sobre el tiroteo que este lunes dejó diez muertos en un supermercado de Boulder (Colorado).

Biden dijo que, aunque todavía se desconocen los detalles exactos sobre los motivos del sospechoso y el tipo de armas que usó, no quería «esperar otro minuto, ni otra hora, para dar pasos que son de sentido común y que salvarán vidas en el futuro».

«Urjo a mis colegas en la Cámara Baja y el Senado a actuar. Podemos prohibir de nuevo las armas de asalto y los cargadores de munición de gran capacidad en este país», subrayó el mandatario.

Estados Unidos aprobó en 1994 un veto federal a las armas de asalto en el país, que en palabras de Biden «hizo que se derrumbaran los asesinatos masivos», pero en 2004 expiró sin que el Congreso lo renovara.

El debate sobre el control de armas se reactiva periódicamente en Estados Unidos cuando hay tiroteos masivos, pero la Asociación Nacional del Rifle (NRA, en inglés) y sus poderosos aliados en el Congreso han impedido que se aprueben medidas de calado al respecto en los últimos años.

Biden pidió en concreto que el Senado apruebe «inmediatamente» dos proyectos de ley que ya han recibido el visto bueno de la Cámara Baja y que «cerrarían los vacíos legales en el sistema de verificación de antecedentes» de los compradores de armas.

Consultado por si él mismo presentará sus propias propuestas legislativas para aumentar el control de armas, el presidente dijo que daría más detalles sobre ese tema en otro momento.

Biden aseguró estar «devastado» por la noticia del tiroteo en Colorado y por el hecho de que se produjera «menos de una semana después de los terroríficos asesinatos de ocho personas, del asalto a la comunidad de origen asiático» en Atlanta.

Como hizo después de esos ataques, el mandatario ordenó este martes rebajar a media asta las banderas de la Casa Blanca y todos los edificios públicos del país hasta el 27 de marzo, en memoria de las víctimas del tiroteo de Boulder.

También dijo que el policía Eric Talley, que falleció mientras intentaba salvar a los clientes del supermercado, es «la definición de un héroe estadounidense».

Fuente: Clarín

El presidente estadounidense, Joe Biden, tropezó este viernes tres veces al subir las escaleras del avión presidencial, el Air Force One, que lo lleva de visita a la ciudad de Atlanta.

Como han mostrado las imágenes de su partida, Biden perdió el equilibrio una primera vez cuando subía las escaleras agarrado con la mano derecha a la barandilla, y no llegó a caerse, pero sí tuvo que apoyar la otra mano en el suelo.

Después, volvió a tropezar otras dos veces seguidas, y en la última de ellas acabó cayendo de un lado, aunque se reincorporó inmediatamente.

Tras el pequeño percance, el mandatario estadounidense subió rápidamente hasta el final de la escalera y se dio la vuelta para hacer el saludo militar antes de entrar en el avión.

En el equipo de Biden restaron importancia a los tropiezos. El presidente «está bien al cien por cien», dijo a los periodistas a bordo del avión Karine Jean-Pierre, subsecretaria de prensa de la Casa Blanca, quien subrayó el viento que hacía este mediodía en la base de la fuerza aérea de Andrews (Maryland), de donde parte habitualmente el Air Force One.

«Casi me caigo yo misma al subir las escaleras», apuntó esta portavoz, quien destacó una vez más que el presidente está bien después del tropiezo.

Fuente: La Nación

El presidente, Joe Biden, nominó este lunes a la teniente general Laura Richardson como jefa del Comando Sur, lo que la convertiría en la primera mujer que dirige esa unidad encargada de las operaciones militares en Latinoamérica y el Caribe.

En un acto en la Casa Blanca con motivo del Día Internacional de la Mujer, Biden anunció el nombramiento de dos mujeres para ocupar cargos de comandantes de cuatro estrellas: Richardson para el Comando Sur y la general Jacqueline Van Ovost para liderar el Comando de Transporte.

De ser confirmadas por el Senado, Richardson y Van Ovost se convertirían en apenas la segunda y la tercera mujer que lideran un comando combatiente en la historia del país, después de la general retirada Lori Robinson, que dirigió el Comando Norte entre 2016 y 2018.

“Es difícil convertirte en algo que no puedes ver”, dijo Biden durante el acto, al subrayar la importancia de que más mujeres lleguen a puestos de liderazgo dentro de las Fuerzas Armadas.

“Necesitamos que las niñas y niños pequeños que crecen soñando con servir a su país sepan que este es el aspecto que tienen las generales en las Fuerzas Armadas de Estados Unidos. Este es el aspecto que tienen las vicepresidentas de Estados Unidos”, añadió, flanqueado por la vicepresidenta Kamala Harris.

Según el diario The New York Times, el Pentágono dio el visto bueno a las nominaciones de Richardson y Van Ovost hace meses, pero decidieron esperar hasta después de las elecciones porque temían que el entonces presidente, Donald Trump, vetara sus nombramientos por ser mujeres.

¿QUIÉN ES LAURA RICHARDSON?
Richardson, de 57 años, es actualmente la general comandante de la formación norte del Ejército, con sede en la base conjunta de San Antonio (Texas), y es la primera mujer que ha ocupado ese cargo.

Si el Senado la confirma, la actual teniente general de tres estrellas conseguiría una cuarta, y pasaría a liderar a los más de 1.200 militares y civiles que componen el Comando Sur (Southcom, en inglés), con sede en Doral (Florida).

Liderado desde 2018 por el almirante Craig Faller, el Comando Sur se encarga de las operaciones en Centroamérica, Sudamérica y el Caribe, y en los últimos años ha aumentado su presencia militar en las costas de Latinoamérica para luchar contra el narcotráfico.

Richardson lleva más de tres décadas en las Fuerzas Armadas de Estados Unidos, a las que se unió en 1986. Su sueño era ser piloto de helicópteros, y empezó a prepararse para serlo cuando tenía 15 años y a las mujeres todavía no se les permitía manejar aeronaves de combate.

Ya en el Ejército, la ahora teniente general voló helicópteros Sikorsky UH-60 Black Hawk y cumplió dos misiones de combate, en Irak y en Afganistán, además de servir como asesora militar del expresidente Al Gore (1993-2001) y transportar el maletín nuclear.

En 2017, Richardson se convirtió en la primera mujer subcomandante del mayor mando del Ejército, conocido como Forscom, que llegó a liderar de forma interina a finales de 2018.

La nominada a dirigir el Southcom está casada desde hace más de 30 años con otro teniente general de tres estrellas, James Richardson, al que conoció en la escuela de aviación y con el que tiene una hija y una nieta.